La directora de Violencia de Género pide "reforzar la condena social" de los agresores tras el crimen de Alcalá

Actualizado 03/06/2015 14:35:35 CET

Encarnación Aguilar considera "fundamental" que las víctimas sientan cada vez más el respaldo de la sociedad y de las administraciones

SEVILLA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

La directora general de Violencia de Género y Asistencia a Víctimas de la Junta de Andalucía, Encarnación Aguilar, ha condenado este miércoles la muerte de una mujer en el municipio de Alcalá de Guadaíra (Sevilla), cuyo marido ha sido puesto a disposición judicial acusado de este nuevo crimen machista.

Aguilar ha subrayado, tras este nuevo caso mortal de violencia de género, que hay que "reforzar la condena social" de los agresores, mantener una "tolerancia cero" con ellos y, a la vez, escuchar más a las víctimas para que "se sientan protegidas y vean que la sociedad en general y las administraciones están con ellas y no guardan silencio frente a las agresiones que sufren".

Además, y a través de un comunicado, Aguilar ha advertido de que la crisis que sufre el país está afectando especialmente a la autonomía de las mujeres víctimas de violencia, "a las que condena doblemente, por un lado a seguir conviviendo con su agresor por falta de recursos, y por otra a seguir padeciendo la violencia económica, sexual, psicológica y física".

Al respecto, la responsable de la Consejería de Justicia e Interior ha señalado que el 78 por ciento de las personas que se han ido al paro a lo largo de esta crisis económica han sido mujeres, que se han visto relegadas al cuidado de sus hijos, a lo que se ha añadido la paralizacion de la Ley de Dependencia y la falta de ayudas para hacerse cargo de las personas dependientes.

Además, según Aguilar, debería plantearse la modificación del artículo 416 de la Ley de Enjuicimiento Criminal, que "está causando grandes perjuicios" a las mujeres victimas de violencia de genero, cuando se acogen a su derecho a no declarar y se impide que pueda continuar el procedimiento judicial contra el agresor.

Como ejemplo, ha señalado que "en torno al 50% de las sentencias de 2014 por violencia de género han sido absolutorias y, de ellas, en el 28% de los casos la fiscalía había retirada la acusación por falta de pruebas o la dispensa a no declarar de la víctima".

No obstante, la directora general de Violencia de Género ha asegurado que la Junta va a seguir trabajando de forma "tenaz" para garantizar la protección y acercar a las víctimas todos los recursos públicos existentes para defenderlas de sus agresores y proporcionarles los medios necesarios que les permitan llevar una vida autónoma alejada de un entorno de violencia psíquica y física.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies