El Gobierno niega una "derogación encubierta" de la Ley de Dependencia

 

El Gobierno niega una "derogación encubierta" de la Ley de Dependencia

Actualizado 30/10/2012 13:14:26 CET
Juan Ignacio Zoido y Juanma Moreno en el Fórum Europa
Foto: EUROPA PRESS

Moreno cree que el Estado del Bienestar es "sostenible" siempre que se acompañe de "reformas valientes" y políticas de creación de empleo

   SEVILLA, 30 Oct. (EUROPA PRESS) -

   El secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Juan Manuel Moreno, ha defendido este martes el "compromiso" del Gobierno de Mariano Rajoy con la Ley de Atención a la Dependencia y ha negado que esté acometiendo "una derogación encubierta" de la misma "como algunos quieren hacer creer" desde Andalucía.

   Así lo ha dicho en un desayuno informativo celebrado por el 'Fórum Europa' en Sevilla y en el que ha sido presentado por el alcalde de la ciudad y presidente del PP-A, Juan Ignacio Zoido, quien ha destacado su "importante" papel en el partido incluso antes de formar parte del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad --ya que participó en la "renovación" de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP)-- y su "mirada siempre puesta en el interés general".

   En este contexto, y ante un auditorio repleto de cargos públicos del PP, militantes y responsables del partido, así como empresarios y representantes de entidades sanitarias y sociales, Moreno ha rechazado "ese discurso que existe en estas latitudes de que el Gobierno quiere derogar la Ley de la Dependencia" porque, a su juicio, está siendo el Ejecutivo central el que está permitiendo la continuidad del sistema después de que el anterior Gobierno socialista lo llevara "al borde del colapso y de la extinción".

   Moreno ha señalado que lo que "ahora toca es priorizar" en este tipo de políticas sociales y, por tanto, "centrarse en los que más lo necesitan" corrigiendo "todo aquello que no ha funcionado como se preveía" y que ha hecho, por ejemplo, que cinco años después de su implantación, se hayan gastado 2.700 millones de euros más de lo que se previó en su puesta en marcha en 2007, que haya 400.000 dependientes más, una deuda de más de mil millones de euros y una lista de espera de 300.000 personas para ser evaluadas.

   Ante esto, según ha dicho, el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que dirige Ana Mato y del que él forma parte ha "cogido el toro por los cuernos, se ha sentado con las comunidades autónomas" y ha trabajado para que el sistema de la dependencia sea "más justo, con criterios comunes y básicos en el conjunto del país", y "sin olvidar a los más desfavorecidos". Para ello, se han clasificado primero a las personas dependientes en tres únicos niveles, se han revisado después las prestaciones económicas concedidas para el cuidado en el entorno familiar para que sean "una excepción y no una generalidad" y se han "priorizado a los grandes dependientes y dependientes severos", ha explicado.

   De esta forma, Moreno asegura que se "garantiza la sostenibilidad" del sistema, por lo que ha apostado por seguir haciendo "reformas valientes" como ésta y por que, tanto el Estado como las comunidades autónomas, caminen "unidas" en esta senda. "No debemos tener ningún miedo a las reformas porque estas ayudarán a la salida de la crisis. Podemos y debemos cambiar la situación todos juntos", ha insistido para defender que solo "adaptando a las circunstancia actuales" las políticas sociales, eliminando "gastos superfluos" y aplicando "los criterios de eficiencia de las empresas privadas a las empresas públicas", se podrán seguir prestando estos servicios.

POLÍTICAS DE EMPLEO

   Con todo, y al igual que ha hecho Zoido en su presentación, ha asegurado que "no hay mejor política social que las políticas de empleo" y que, por ello, el Gobierno está poniendo en marcha reformas en este sentido que, a su juicio, comienzan a dar resultado y a apuntar "a la senda del crecimiento". Así, ha destacado que en la última Encuesta de Población Activa (EPA) se haya registrado una "notable aminoración de la destrucción de empleo", algo que ha atribuido a las 56 Leyes o Reales Decretos que el Ejecutivo de Mariano Rajoy ha aprobado en "solo diez meses de Gobierno".

   En lo concerniente a la reforma del Sistema Nacional de Salud, Moreno ha afirmado que la "crisis ha puesto al descubierto que el sistema no era inagotable" y que, "para hacer sostenible el modelo, había que mejorarlo con una reforma valiente" que estableciera "un sistema equitativo y justo" como el que, en su opinión, existe ahora después de haber tomado medidas para "que aporten más los que más tienen", para controlar el turismo sanitario o para ahorrar recursos con iniciativas como un sistema centralizado de compra de medicamentos o el copago, que ha servido para "disuadir" y "concienciar" a la ciudadanía del valor de los fármacos.

   Tras advertir de que estas medidas han conseguido "un ahorro de 637 millones de euros" desde que gobierna el PP, el secretario de Estado de Servicios Sociales e Igualdad ha hecho un repaso por el resto de áreas que lleva su departamento. Así, se ha referido a las políticas de atención a las personas con discapacidad, a las dirigidas a la infancia y la lucha contra la pobreza y a las de Igualdad, donde ha considerado "un acierto" el hecho de que, por primera vez en esta área, haya un hombre en su puesto.

   Moreno ha lamentado la "brecha salarial" que aún existe entre hombres y mujeres, así como que en Andalucía "una de cada tres mujeres no tenga oportunidades de futuro" y la tasa de paro femenino sea de un 35 por ciento, "casi el doble" que en otras comunidades autónomas. De ahí que haya abogado por "implicarnos todos" en las políticas de igualdad para que no se "desperdicie" el 50 por ciento del talento del país y para que, "ahora más que nunca, la igualdad sea una solución a la crisis".

   En este punto, también ha hecho referencia a la violencia de género y ha lamentado que el 70 por ciento de las víctimas no denuncie a su agresor. Así, y tras recordar que el 016 es un teléfono de atención gratuito y que no deja huella en la factura telefónica, ha señalado que los tres objetivos principales del Gobierno en esta materia es el de "romper con el silencio cómplice" de familiares, amigos y vecinos; mejorar la coordinación entre administraciones y colectivos sociales, y la asistencia personalizada a mujeres y niños víctimas de esta lacra.

SU FUTURO ESTÁ EN MADRID

   Tras su intervención, en el turno de preguntas de los invitados al desayuno, a Moreno le han preguntado por su futuro dentro del PP-A después de que su nombre haya salido en alguna ocasión como posible candidato a la presidencia del partido en Andalucía.

   El barcelonés de nacimiento pero malagueño y andaluz de sentimiento, como Zoido lo ha definido, ha asegurado al respecto que su futuro "está en Madrid" porque tiene un "compromiso" con Ana Mato y Mariano Rajoy y una "responsabilidad muy intensa" en el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualad. "Mi compromiso está con el Gobierno de España y con quienes me han dado esta responsabilidad", ha concluido.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies