Gracia dice que el Puerto de Sevilla "no renuncia" al dragado

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico

Gracia dice que el Puerto de Sevilla "no renuncia" al dragado

Publicado 10/10/2016 16:02:18CET

SEVILLA, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

La portavoz de Participa Sevilla en el Ayuntamiento hispalense, Susana Serrano, ha alertado este lunes de que "en los últimos seis años se han acumulado suficientes argumentos jurídicos, ecológicos, económicos y sociales que hacen inviable el dragado de profundización del río" proyectado desde hace años para que el Guadalquivir acoja la navegación de barcos de mayor calado.

Según ha rememorado Participa en una nota, ya en noviembre de 2010, el dictamen de la Comisión Científica para el estudio de las Afecciones del Dragado en el Río Guadalquivir recomendó que "se desestimase definitivamente el dragado de profundización", mientras en 2013, la Unesco urgió "a no permitir" el proyecto y después la Comisión Europea abrió un procedimiento de infracción contra España por "vulnerar la normativa europea de protección del medio y los graves impactos sobre Doñana".

En 2014, según prosigue Participa, el Consejo de Participación del Espacio Natural de Doñana rechazó el proyecto de mejora de la Protección de Márgenes asociado al proyecto de dragado de profundización y en 2015, el Tribunal Supremo anuló la inclusión de la iniciativa como parte del Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir, por "no justificar específicamente los motivos de las alteraciones de las masas de agua que conlleva la obra".

También en 2015, según rememora Participa, la Comisión Europea declaró que "España no ha estudiado detalladamente las repercusiones del proyecto ni las soluciones alternativas" y ya en 2016, los catedráticos de Derecho Administrativo Jesús Jornado Fraga y Antonio Embid Irujo opinaron que la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) de 2003, en la que se pretende apoyar el proceso, "no tiene ninguna posibilidad de considerarse jurídicamente vigente", siempre según la formación morada.

"Para defender el puerto no es necesario inventarse falsedades como que está en peligro la navegabilidad y por eso las empresas se van, cuando todos los años hay dragados de mantenimiento que garantizan la navegabilidad y las empresas que se han ido se han instalado en Madrid, que como todo el mundo sabe es famosa por su acceso al mar", ironiza la portavoz de Participa.

"Como los informes señalan, el dragado de profundización amenaza a Doñana y tiene graves consecuencias para el empleo y la economía al ignorar la existencia de otros agentes como arroceros, piscicultores, pescadores, marisqueros, salineros, y proyectos de desarrollo rural y turístico en toda la ribera del río", señala Serrano, la cual exige al gobierno municipal del socialista Juan Espadas "responsabilidad y liderazgo a la hora de defender el río y su puerto, algo que no es incompatible con una perspectiva integradora de las importantes funciones y actividades económicas, sociales y ecológicas presentes en el todo estuario".

EL DRAGADO DE PROFUNDIZACIÓN

Hablamos del proyecto de dragado de profundización del río que desde hace años promueve la Autoridad Portuaria, para permitir que barcos de mayor calado lleguen hasta el Puerto de Sevilla, un proyecto que cuenta con el rechazo de los agricultores del Bajo Guadalquivir, al temer los mismos que un hipotético incremento de la salinidad del agua del río afecte a sus cultivos.

El proyecto, en concreto, prevé ampliar el calado del río de 6,5 a ocho metros de profundidad y su diseño inicial ya fue desechado hace años por el Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, lo que obligó a la Autoridad Portuaria a reformular los términos del mismo. El diseño de la actuación, así, ha sido replanificado para acometer una profundización inicial de 85 centímetros en un primer año y 65 centímetros en las dos anualidades siguientes.

Pero una sentencia del Tribunal Supremo imprimió un serio giro al asunto, al anular las disposiciones del Plan Hidrológico de la Demarcación Hidrográfica del Guadalquivir que hacían referencia al dragado de profundización, una actuación que el Supremo considera no está "justificada" y que no puede ser concebida como una medida complementaria del mencionado plan. Según el Supremo, no se justificaba de forma "específica" en el plan los motivos por los que se proyectaba esa obra que "ocasionará modificaciones o alteraciones de las masas de agua, con el consiguiente deterioro y su repercusión sobre uno de los enclaves más protegidos de Europa, Doñana".

MÁS ESCOLLOS

A tal efecto, la Autoridad Portuaria emprendió las labores correspondientes a una nueva inclusión del proyecto en el Plan Hidrológico del Guadalquivir, corrigiendo los aspectos censurados por el Supremo, si bien la Comisión Europea, de su lado, ha incoado un procedimiento por infracción contra España, a cuenta del posible impacto del dragado de profundización en el parque natural y nacional de Doñana, declarado Patrimonio de la Humanidad.

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies