"Inminente" reanudación de las obras de Santa Catalina al levantar el juzgado la paralización cautelar

 

"Inminente" reanudación de las obras de Santa Catalina al levantar el juzgado la paralización cautelar

Iglesia de Santa Catalina.
EUROPA PRESS
Publicado 20/06/2017 14:54:27CET

SEVILLA, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Archidiócesis de Sevilla ha informado este martes de que las obras de la tercera y última fase de la restauración de la iglesia de Santa Catalina, cerrada desde 2004, serán reanudadas de modo "inminente", una vez levantadas las medidas cautelares decretadas por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número cuatro el pasado mes de abril. La citada instancia judicial, recordémoslo, había paralizado provisionalmente los trabajos ante una denuncia planteada por la Constructora San José, que ejecutó la segunda fase de las obras, por "discrepancias" en cuanto a los pagos.

Según señala el secretario general y canciller de la Archidiócesis, Isacio Siguero, "la restauración de Santa Catalina sigue siendo una prioridad y, resuelta esta circunstancia, se está en disposición de acometer los trabajos para abrirla cuanto antes para los fieles de la Archidiócesis y para todos los sevillanos al constituir un monumento emblemático".

La Archidiócesis, recordémoslo, había recurrido ante la citada instancia judicial la decisión de paralizar provisionalmente la ejecución de la tercera fase de las obras, que incluye la restauración interior y excavación arqueológica, con un presupuesto que supera los dos millones de euros.

La segunda fase de la restauración, finalizada en septiembre de 2015, incluyó trabajos en el interior del templo, con la eliminación de humedades, consolidación de estructuras, eliminación de añadidos o elementos que desvirtuaban la lectura correcta del edificio y la recuperación de la luz natural a través de óculos, además de la restauración de la torre y la terminación del exterior de la iglesia mediante la colocación de sus motivos geométricos originales.

El templo, que mezcla los estilos gótico y mudéjar, fue declarado monumento nacional en 1912 y Bien de Interés Cultural (BIC) desde 1985, permaneciendo cerrado desde 2004, como consecuencia de sus deficiencias en materia arquitectónica.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies