Los inquilinos del palacio del Pumarejo reclaman una entrevista al alcalde

Actualizado 04/12/2009 17:57:19 CET

SEVILLA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los colectivos agrupados en la Plataforma por la Casa del Pumarejo, que defiende esta casa palacio del siglo XVIII declarada Bien de Interés Cultural (BIC) y destinada al uso público según el vigente Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), han celebrado hoy un acto de protesta a las puertas del Ayuntamiento de Sevilla, titular del edificio, para reivindicar una entrevista con el alcalde, Alfredo Sánchez Monteseirín (PSOE), en torno al futuro del monumento.

El colectivo informó de que el día 13 de noviembre entregó en el Registro General del Ayuntamiento un documento destinado a cada grupo político y a la Alcaldía proponiendo un encuentro con el primer edil, porque para estas personas es "irrenunciable" abordar el futuro del monumento con el regidor hispalense. A tal efecto, recordó que fue en abril de 2007 cuando comenzó la "negociación" en torno al convenio de gestión de usos elaborado por los colectivos, si bien en junio del ao en curso la Gerencia de Urbanismo respondió rechazando aspectos "esenciales" del borrador.

Desde la perspectiva de los inquilinos, debe afrontarse la rehabilitación del inmueble de forma conjunta a su uso y a los realojos anunciados por la propia Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento hispalense, que recientemente se hacía con la totalidad del palacio al comprar a la sociedad 'Quo Hoteles Integrados' el 50 por ciento del edificio que tenía en su poder.

El palacio del Pumarejo, inscrito en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz y de 1.892,35 metros cuadrados de planta, cuenta con 19 viviendas de las que ocho están actualmente ocupadas en régimen de alquiler. Igualmente, posee 17 locales comerciales de los que diez funcionan como negocios tradicionales del barrio del Pumarejo.

Después de que el administrador único de la sociedad, Aquilino Fraile, confirmase a Europa Press la suscripción del acuerdo correspondiente a la operación de compraventa, que ha supuesto un desembolso de 1,83 millones de euros para las arcas municipales, los colectivos de inquilinos y artesanos han celebrado una nueva protesta para reclamar un compromiso en cuanto al borrador creado por estas personas para definir los futuros usos del palacio.

El colectivo denunció que, pese a la predisposición del Gobierno municipal de PSOE e IU-CA a firmar el convenio antes de las elecciones municipales, el acuerdo nunca ha llegado a formalizarse y, pasados los comicios municipales, no se dio continuidad a la iniciativa negociadora. "No fue sino hasta finales de junio pasado, dos años más tarde, que el vicegerente de Urbanismo, Gabriel Báez (IU-CA), al fin entregó por escrito su respuesta al vecindario, que replicaba aspectos esenciales de lo propuesto por éste".

De cualquier forma, los colectivos reclaman el realojo unificado de las inquilinas de mayor edad lo más cerca posible de su casa y la rehabilitación integral del edificio de forma compatible a la permanencia parcial de sus usos.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies