Junta asegura actuar "de forma rápida" en el conflicto de Roca "pero la reforma laboral nos da nula capacidad"

Actualizado 14/03/2013 15:07:46 CET

SEVILLA, 14 Mar. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, Antonio Ávila, ha asegurado que la Junta ha actuado "de forma rápida" en el conflicto de Roca, que anunció el cierre de la planta de Alcalá de Guadaíra (Sevilla) y el despido de sus trabajadores, de forma que el Gobierno andaluz "se reunió con todas las partes", aunque ha lamentado que la reforma laboral del Gobierno central "nos deja nula capacidad en este tema".

En una respuesta a una pregunta parlamentaria en pleno, Ávila ha indicado que en diciembre tuvieron conocimiento de la presentación del expediente de regulación de empleo (ERE) de Roca, tras lo que se mantuvieron contactos "de manera inmediata, a inicios de enero" con representantes de los trabajadores y con la empresa.

De esta forma, resalta que la Junta "ha actuado de manera rápida y el secretario general de Empleo y representantes de IDEA se reunieron con la empresa para mostrarle todos los instrumentos para incentivar y mantener la actividad y conseguir que reconsiderara su decisión".

Asimismo, se reunió con representantes de trabajadores y mantuvo un "estrecho contacto" con el alcalde de Alcalá de Guadaíra, además de haber solicitado al Ministerio de Empleo "con la máxima urgencia, información sobre el estado de la negociación, sobre el contenido del expediente, dado el elevado numero de trabajadores afectados, pero sin recibir respuesta del Ministerio".

El consejero ha lamentado que la reforma laboral del Gobierno central "desgraciadamente nos deja nula capacidad en este tema y no nos da posibilidades para modificar la postura de la empresa".

En ese sentido, ha indicado que incluso la Junta analizó el acuerdo alcanzado con Cerámicas Bellavista para estudiar la posibilidad de recurrir el posible incumplimiento de dicho pacto "pero este acuerdo no vincula a la empresa para desistir de su decisión".

"Este caso es una prueba de los efectos devastadores de la reforma laboral, que se ha cargado la negociación colectiva y no favorece en nada al mercado de trabajo y el PP sigue defendiendo la reforma laboral que ha planteado", ha lamentado el consejero, quien considera que si el PP la defiende "debería asumir sus consecuencias y no traslade responsabilidades a la Junta de Andalucía".

Por su parte, la diputada de IU Marina Segura, quien recordó que ya se han hecho efectivos los despidos en Roca, considera que el Gobierno andaluz "debe marcar diferencias y apoyar a la parte más débil".

"No podemos permitir que estos hombres de negro, que ganaron millones gracias a los andaluces, estén ahora desmantelando la industria sevillana; no podemos permitir estos desahucios laborales, todo ello bajo el amparo de la reforma laboral; no podemos permitir que se vayan de nuestra tierra de rositas", ha aseverado la diputada de IU, quien considera que Roca "no ha cumplido sus compromisos y ha incurrido en estafa, premeditación, alevosía y mala fe".

Rafael Catalá

Rafael Catalá

Ministro de Justicia

28/11/2017

Patrocinado por

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies