Junta considera que el nuevo auto de la juez Alaya viene determinado por la "agenda de manipulación judicial" del PP-A

Actualizado 02/12/2011 22:02:08 CET

SEVILLA, 2 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía considera que el nuevo auto de la juez Mercedes Alaya en el que pide a la administración autonómica los expedientes tramitados desde julio de 2005 por la Consejería de Economía y Hacienda --fecha en la que era responsable de ese departamento José Antonio Griñán-- relativos a modificaciones presupuestarias viene determinado por la "agenda de manipulación de la justicia" del Partido Popular.

Fuentes de la Junta han manifestado a Europa Press que el PP-A, que el pasado 17 de noviembre elevó un escrito a la juez planteando que se requirieran a la representación de la administración autonómica los citados expedientes, mezcla "manipulación y el desconocimiento más absoluto de los procedimientos para confundir a la justicia en beneficio propio" y solo le interesa "obtener botín".

Para la Junta, llama la atención además el hecho de que la juez haya dado respuesta con tanta celeridad a ese escrito del PP-A y, en cambio, todavía no se haya pronunciado sobre el recurso que la administración autonómica le planteó el pasado 18 de noviembre a su auto de ocho días antes en el que demandaba las autorizaciones que se habían producido de operaciones de endeudamiento.

Las mismas fuentes han insistido en que en este asunto hay claramente un intento de "manipulación" por parte del Partido Popular para confundir a la justicia "en beneficio propio".

Asimismo, la Junta ha querido dejar claro que cualquier modificación presupuestaria que se ha llevado a cabo ha seguido los procedimientos necesarios de manera correcta. Así, ha explicado que todas las modificaciones presupuestarias relativas a la partida 31L las firmaba el consejero de Economía, como era preceptivo, y luego se llevaban al Consejo de Gobierno, siempre "con un informe favorable de la Intervención General". Asimismo, las mismas fuentes han querido dejar claro que una modificación presupuestaria tiene como finalidad incrementar o disminuir la partida y, en modo alguno, "prejuzga" lo que se hace con el dinero a posteriori.

Según la Junta, lo "anómalo o irregular" sería que las modificaciones presupuestarias no hubieran sido firmadas por el consejero de Economía y Hacienda. Ha recordado que todas las modificaciones presupuestarias ya constan en las actas del Consejo de Gobierno que la juez tiene en su poder.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies