Junta fomenta la cultura emprendedora en más de 20.000 estudiantes con programas específicos en niveles educativos

Publicado 10/05/2014 10:22:44CET

SEVILLA, 10 May. (EUROPA PRESS) -

Un total de 20.851 estudiantes procedentes de 496 centros educativos de Primaria, Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional de todas las provincias andaluzas han participado durante este curso en el programa 'Miniempresa Educativa', impulsado por la Junta de Andalucía para fomentar la cultura emprendedora en los diferentes niveles formativos.

Según han indicado a Europa Press fuentes de la Consejería de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, promotora de este programa a través de la Fundación 'Andalucía Emprende', junto a la Consejería de Educación, Cultura y Deporte, con la colaboración de la Asociación Andaluza de Centros de Economía Social (ACES), esta iniciativa sirve para "acercar el mundo de la empresa al aula e inculcar en estudiantes de todas las edades el desarrollo de habilidades emprendedoras, a través de formación teórica y práctica en materia empresarial".

De esta forma, el próximo 21 de mayo se darán cita en las Ferias de Emprendimiento en las ocho provincias de Andalucía, más de 12.000 estudiantes, en concreto 12.816 estudiantes, procedentes de 374 centros educativos.

Los estudiantes expondrán en la feria las 562 miniempresas que han creado durante el curso a través del programa miniempresa educativa y han puesto a la venta sus productos y servicios.

Las fuentes han explicado que con una metodología eminentemente práctica, aunque acompañada también por formación teórica en materia empresarial, las acciones contempladas en estos programas "inciden en aspectos vinculados con la imaginación, la creatividad, la responsabilidad, la organización, la identificación de ideas, la toma de decisiones, la comunicación y el trabajo en equipo, permitiendo que los más jóvenes aprendan, desde el principio, a materializar sus ideas en proyectos empresariales reales".

LA INICIATIVA

Concretamente, los estudiantes que participan en ellos, con el apoyo de los docentes y del personal técnico de 'Andalucía Emprende', aprenden a crear un proyecto empresarial desde sus cimientos.

Constituyen ellos mismos los estatutos, deciden el nombre de la empresa, crean el logotipo, elaboran un catálogo de productos, realizan el plan de empresa, buscan financiación, gestionan pedidos, intercambian productos con otras cooperativas de otras regiones y países y, finalmente, los ponen a la venta en estas 'ferias de emprendimiento', tras las cuales disuelven la empresa y se reparten beneficios, destinando el diez por ciento a una ONG en concepto de impuestos. Así, aprenden a desarrollar sus habilidades emprendedoras y adquieren valores, hábitos y conductas autónomas y de trabajo en equipo.

El Plan de Fomento de la Cultura Emprendedora en el Sistema Educativo Público de Andalucía, impulsado por las consejerías de Educación, Cultura y Deporte y Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, con el acuerdo de los agentes sociales y económicos, establece 154 medidas para fomentar los valores y capacidades favorables a la cultura emprendedora, tanto en el aprendizaje del alumnado como en la labor del profesorado.

Durante este curso 2013-2014 se ponen en marcha nuevas actuaciones del plan, cuyos principales ejes serán la formación del profesorado, la cooperación empresa-escuela y la creación y adaptación de contenidos y materiales.

Entre las medidas previstas destacan la oferta de programas para el fomento del emprendimiento y de talleres teórico-prácticos sobre creación de negocios; la elaboración de los correspondientes materiales educativos; el diseño de simuladores empresariales virtuales y el impulso a las actuales aulas emprendedoras y de empresas innovadoras y creativas con la promoción de nuevos patrocinios.

Las acciones recogidas en el Plan se encuadran en ocho grandes objetivos generales, esto es, promover la innovación, la creatividad, la responsabilidad y el emprendimiento; impulsar la implicación de profesores y alumnos; reforzar el papel del profesorado como factor clave de aprendizaje; facilitar al alumnado las competencias para explorar y desarrollar sus talentos y posibilidades; reconocer y valorar las vocaciones más relevantes; interconectar los sistemas educativo y productivo; crear un marco de cooperación entre entidades e instituciones e implicar al conjunto de la sociedad, con especial referencia a las familias, los medios de comunicación y las corporaciones locales.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies