Pleno extraordinario el viernes para los pagos de Mercasevilla a Sando y el futuro de sus suelos

Trabajadores De Mercasevilla.
EUROPA PRESS - Archivo
Publicado 10/04/2018 18:12:05CET

SEVILLA, 10 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento hispalense, máximo accionista de Mercasevilla seguido de la sociedad estatal Mercasa, celebra el viernes un pleno extraordinario para abordar el pago de la sentencia que condena a la empresa a indemnizar con casi nueve millones de euros a la constructora Sando y para abordar el planteamiento de futuro de esta sociedad declarada en 2016 en concurso voluntario de acreedores, con relación a su permanencia en sus actuaciones instalaciones o la venta de las mismas con su consecuente traslado.

Recordemos que en 2016, Mercasevilla promovió su declaración en concurso voluntario de acreedores, tramitado por el Juzgado de lo Mercantil número dos de Sevilla, después de que no prosperase en su junta general de accionistas una ampliación de capital de 5,4 millones de euros, planeada ante la sentencia que condena a Mercasevilla a pagar casi nueve millones de euros a la constructora Sando.

La empresa constructora, en concreto, demandó al mercado central de abastos por no poder explotar unas parcelas que le fueron adjudicadas al no contar las mismas con acometidas eléctricas, toda vez que esta sentencia ha sido recientemente ratificada por el Tribunal Supremo y la indemnización a abonar a la constructora ascendería ya a muchos más millones de euros a cuenta de los intereses de demora.

Fue el voto contrario de Mercasa como segundo socio de Mercasevilla, por cierto, lo que impidió que la junta general de accionistas de Mercasevilla aprobase la mencionada ampliación de capital, planeada precisamente para hacer frente a la sentencia condenatoria.

Más recientemente, y mientras la empresa continúa en concurso de acreedores, el consejo de administración de Mercasevilla daba cuenta de una negociación destinada a acordar con Sando, principal acreedor de la entidad, una quita del diez por ciento respecto a la cuantía incluida en la condena, con un plazo de unos tres años para el abono del dinero pendiente de pago. Dicha negociación, en ese sentido, se encuadraría en la fase de convenio del concurso de acreedores, abierta el pasado 5 de diciembre y donde Sando juega un papel primordial a cuenta de la citada sentencia.

EL COMPROMISO DEL PLENO

En aquella sesión del consejo de administración, además, se habría reclamado a Mercasa su "implicación" en el proceso de ampliación de capital de la sociedad. Para ello, el gobierno municipal socialista trasladaba su intención de elevar pleno del Ayuntamiento, socio mayoritario de la entidad, un "compromiso por la vida indefinida de la empresa que sea aprobado por todos los grupos políticos y que sirva como garantía para que la sociedad estatal realice la aportación necesaria dada la finalización en 2021 de la concesión".

Y es que en 2021 expira la duración de la sociedad mixta constituida principalmente por el Ayuntamiento y Mercasa para la gestión del mercado central hispalense, y todos los recursos, activos y pasivos de la empresa revertirán al Consistorio "sin indemnización alguna", según se precisa en las cuentas anuales de Mercasevilla correspondientes a 2017, aprobadas recientemente y recogidas por Europa Press.

Aquellas cuentas, aprobadas pese al voto contrario de Mercasa, reflejan por cierto que Mercasevilla cerró 2017 con beneficios por 661.809 euros, que se transformaron en un "resultado final negativo" de 4,6 millones de euros al ser aplicados "resultados excepcionales negativos" por importe de 5,26 millones de euros, principalmente a cuenta de la mencionada sentencia de Sando.

"IMPORTANTES DECISIONES ECONÓMICAS"

En este contexto, el alcalde de Sevilla, Juan Espadas, ha manifestado este martes a los medios de comunicación que el Ayuntamiento, como principal socio de Mercasevilla, celebra el viernes un pleno extraordinario para abordar "importantes decisiones económicas", pues "vencen los plazos para el convenio de acreedores" necesario para evitar la liquidación de la empresa, y con ello hay que "hacer efectivas las cantidades de la sentencia de Sando, que deben ser satisfechas por los accionistas", principalmente el Consistorio y Mercasa.

Así, el pleno habrá de abordar el "respaldo económico para el pago de la deuda" con Sando, así como una ratificación del "interés del Ayuntamiento de seguir contando con Mercasa" en la gestión del mercado central "más allá de 2021", a través de "un plan de viabilidad que resuelva si la mejor opción es permanecer en los mismos suelos pero recalificándolos, pues se trata de terrenos residenciales porque el PGOU preveía el traslado de Mercasevilla, o vender los suelos y sacar Mercasevilla a otra ubicación".