PP-A pide a Griñán que "rectifique" su política fiscal y retire el canon del agua en vez de "aplazarlo"

La portavoz del PP andaluz, Rosario Soto
PP-A/EP
Actualizado 28/12/2010 15:47:56 CET

SEVILLA, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

El PP andaluz cree que "no hay que aplazar" hasta el 1 de mayo la entrada en vigor del canon prevista en la nueva Ley de Aguas, según ha aprobado este martes el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía, atendiendo de este modo la petición formulada la semana pasada por la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP), sino "retirarlo", además solicita al presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, que "rectifique profundamente toda su política fiscal".

La portavoz del PP de Andalucía, Rosario Soto, ha señalado a Europa Press que el aplazamiento de la entrada en vigor del canon previsto en la Ley de Aguas resalta que el Gobierno de Griñán "tiene que rectificar la política fiscal que está llevando a cabo". Del mismo modo, ha solicitado la retirada "definitiva" de este canon, así como del impuesto sobre las bolsas de plástico de un solo uso, que también ha sido aplazado este martes hasta el 1 de mayo por acuerdo del Consejo de Gobierno.

Soto, que ha recordado que el PP continúa con el recurso de inconstitucionalidad contra la nueva Ley de Aguas, ha afirmado que los populares llegarán "hasta el final" pues siguen dudando de su constitucionalidad.

Por otro lado, la portavoz del PP andaluz ha subrayado que "el mismo daño hacen los impuestos ahora que en el mes de mayo". "La política fiscal de Griñán es asfixiar a los ciudadanos, a las familias, a los consumidores y a los inversores, es decir, todo un fracaso", ha manifestado.

En este sentido, ha indicado que con esta política de impuestos "ni se recupera la economía ni se crea empleo". Desde el Partido Popular, según Soto, se apuesta por "retirar y modificar profundamente la política fiscal andaluza". "Así no se sale de la crisis y no se resuelven los problemas de Andalucía", ha lamentado.

Por su parte, según ha informado en rueda de prensa la consejera de la Presidencia y portavoz del Ejecutivo andaluz, Mar Moreno, el objetivo del aplazamiento de la entrada en vigor del canon previsto en la nueva Ley de Aguas es "preservar el consenso" alcanzado en la aprobación de la citada norma para el posterior desarrollo de la norma, donde la Junta quiere seguir contando con el "consenso básico" de los ayuntamientos.

Moreno ha detallado que la petición de aplazamiento formulada por la FAMP y aprobada por unanimidad de los grupos políticos en su Comisión Ejecutiva tiene como objetivo "terminar de detectar y subsanar las duplicidades que se están produciendo en algunos municipios" en relación con el nuevo canon del agua.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies