La Red Sevilla por el Clima urge al Ayuntamiento a "activar la mesa de la movilidad"

El Metro de Sevilla circulando por una de sus estaciones
JUNTA DE ANDALUCÍA - Archivo
Publicado 09/04/2018 18:20:11CET

SEVILLA, 9 Abr. (EUROPA PRESS) -

Tras promover un reciente debate sobre el proyecto de la red completa de metro y las restantes "alternativas" para mejorar la movilidad de la ciudad hispalense, la Red Sevilla por el Clima ha reclamado al Ayuntamiento hispalense, gobernado por el socialista Juan Espadas, "la activación urgente de la mesa de la movilidad".

Según el colectivo, en el mencionado debate "sonó con fuerza la opinión de especialistas y público asistente a favor de la opción de ferrocarriles en superficie, una vía mucho más barata, saludable y rápida que el metro, que cuesta más, no sustituye en el espacio al vehículo privado y se eterniza en su construcción".

La Red Sevilla por el Clima señala al respecto que Rafael Candau, director de Explotación y Servicios de la Agencia de Obra Pública de la Junta de Andalucía, recordó que las gestiones para que Sevilla tuviera una red de metro comenzaron en 1968, toda vez que después de que en 2009 entrase en servicio la primera y hasta ahora única línea del metro de Sevilla, los proyectos constructivos de las líneas dos, tres y cuatro están listos desde 2011, con un coste global estimado de más de 3.700 millones de euros, a la espera de continuar con las actuaciones.

EL TRAMO NORTE DE LA LÍNEA TRES

Actualmente, el Ayuntamiento, la Junta de Andalucía y el Ministerio de Fomento estudian cómo afrontar la financiación y construcción del tramo de la línea tres comprendido entre el Prado de San Sebastián y Pino Montano, cuyo coste ascendería a unos 718 millones de euros según los cálculos iniciales de años atrás.

En ese sentido, Candau habría precisado que los proyectos redactados en 2011 deben ser "actualizados", mientras José Santiago Lorenzo, director de Movilidad del Ayuntamiento de Sevilla, habría aclarado que "no existe un transporte ferroviario idóneo universal", exponiendo las bondades de un "sistema combinado" de tranvía y metro ligero, con una media de 20 kilómetros por hora en velocidad, tres menos que una red de metro convencional como el que estaba proyectado, pero mucho más barato y fácil de construir.

Carlos Mérida, director de Inversiones de Globalvía, socia mayoritaria de la empresa Metro de Sevilla, habló de su lado de los sobrecostes que sufrió la Línea 1 y abogó de nuevo por un modelo público-privado pero más eficaz.

LAS EMISIONES CONTAMINANTES

Esteban de Manuel, profesor de la Escuela Superior de Arquitectura de Sevilla y dirigente del partido ecologista Equo, expuso de su lado que "el 40 por ciento de las emisiones en Sevilla vienen del tráfico, y de eso, el 59 por ciento es del vehículo privado", que coparía "el 75 por ciento del espacio público de la ciudad.

Antonio Barrionuevo, catedrático de Arquitectura, ahondó el planteamiento de devolución del espacio público a las personas y aseguró que "la clave pasa por recuperar la vía de ferrocarril que cruzaba la ciudad de norte a sur durante el siglo XX", es decir por una conexión de los barrios a través de una infraestructura en superficie.