Ayuntamiento emprenderá en septiembre la elaboración del proyecto de la SE-35 tras ratificar la Junta el PGOU

Actualizado 14/07/2006 18:21:00 CET

Carrillo destaca que la Junta valore "los muchos aspectos positivos" del plan y el "modelo de ciudad" que deriva del mismo

SEVILLA, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Sevilla emprenderá a partir de septiembre el proceso de elaboración del proyecto de la SE-35, nuevo eje transversal entre la SE-30 y la futura SE-40 que mejore la movilidad urbana, una vez ratificado el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de la ciudad por parte de la Comisión de Ordenación del Territorio y Urbanismo de la Junta de Andalucía.

En rueda de prensa para valorar el informe positivo de la Junta al PGOU de Sevilla, el concejal responsable del Area de Vicealcaldía del Consistorio hispalense, Emilio Carrillo, que compareció junto al director de la Oficina del Plan de Sevilla, Manuel González Fustegueras, anunció la intención del Ayuntamiento de incluir el proyecto de la SE-35 en el primer cuatrienio del plan.

Por tanto, explicó que se acometerá este trabajo "de inmediato", para lo que informó sobre la celebración de una reunión el próximo día 7 de septiembre con la Cámara de Comercio de Sevilla para iniciar los primeros trabajos al respecto, que se llevará a cabo "con la mayor diligencia posible".

No obstante, aclaró que los proyectos son "lo suficientemente densos" como para que no sea posible que las obras echen a andar antes de las elecciones municipales de 2007, aunque añadió que la SE-35 es un "exponente clarísimo" de la necesidad de buscar soluciones "a corto plazo".

En este sentido, señaló que "la planificación inteligente del área metropolitana requiere soluciones inteligentes, pero como en el pasado no se hizo una planificación inteligente hoy en día hay problemas que no pueden esperar".

Precisamente, tanto del desarrollo de la futura SE-35 como de las obras de la SE-40 dependerá, según explicó el edil de Vicealcaldía, el futuro Paso Territorial Sur, proyecto que "se ha ido acoplando a los plazos" del resto de infraestructuras.

Con respecto a la ratificación del PGOU por parte de la Junta, que Carrillo calificó de "magnífica noticia para la ciudad", destacó el hecho de que se hayan valorado "los muchos aspectos positivos" del plan y el "modelo de ciudad" que deriva del mismo.

En cuanto a los aspectos "especialmente positivos" ensalzados por la administración autonómica, se refirió a aspectos tales como la sostenibilidad medioambiental y social, el modelo de barrios-ciudad, la política de viviendas, el plan de movilidad y accesibilidad, la protección del centro histórico y el impulso productivo y tecnológico.

Por contra, señaló que las subsanaciones de carácter técnico propuestas por la Junta son "menores", como es el caso de la disminución de la edificabilidad terciaria en Los Gordales e Isla Mágica o la calificación como suelo de uso educativo de la parcela de Hytasal, especificaciones que consideró "absolutamente asumibles".

De otro lado, anunció que en el próximo mandato se elaborará un segundo Plan de Barrios que podría "multiplicar por dos" al actual con el objetivo de llevar a cabo aquellas actuaciones que "no se han hecho hasta ahora", ya que "se ha comenzado por las necesidades más urgentes".

PROYECTO DE LA SE-35

El estudio presentado por la CES y la Cámara de Comercio de Sevilla estima que el proyecto podría tener un coste medio de seis millones de euros por kilómetro y contaría con dos carriles por sentido --ampliables a tres--, con una velocidad media de 80 kilómetros por hora.

Se definen dos viales; el primero de ellos conecta la zona Oeste con la Noreste, de forma que el punto de arranque se encuentra en el eje de la A-49 en Castilleja de la Cuesta (Sevilla), enlaza con la SE-40, cruza el río inmediatamente aguas arriba de la Isla de la Cartuja y, tras cruzar la línea AVE Madrid-Sevilla, vuelve a enlazar con la SE-30 en el tramo Noreste. Su longitud sería de 19 kilómetros.

De esta parte, el segundo de ellos conecta la zona Sur con la Este comenzando el tramo en la SE-30 a la altura del Polígono Sur, llegando hasta Torreblanca y enlazando con la A-92 y la futura SE-40. Su longitud sería de unos 13 kilómetros.

Así pues, el vial Norte de la SE-35 permite descongestionar la Ronda Urbana Norte de la SE-30, distribuyendo los tráficos provenientes de la zona Oeste hasta el tramo Noreste de la SE.30. Por su parte, el vial sureste descongestionaría el tramo Este de la SE-30 posibilitando un circulación del tráfico "más eficiente" hacia la A-92 a la altura de Torreblanca y hacia la futura SE-40.

Con respecto al cierre completo del anillo, que no se contempla "a priori", destacan dos tramos; el primero sería una "solución constructiva" que combina trazado en desmonte y túnel, y una segunda que atravesaría la barrera formada por el aeropuerto y el suelo urbano, usando como solución constructiva principal el falso túnel. Su trazado coincide con el de la Ronda del arroyo Miraflores al Ranillas y se tendría que utilizar como solución constructiva en la mayoría del recorrido del falso túnel.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies