El Museo de Bellas Artes expone nueve nuevas obras adquiridas desde mayo de 2004

 

El Museo de Bellas Artes expone nueve nuevas obras adquiridas desde mayo de 2004

Actualizado 15/02/2006 19:37:02 CET

SEVILLA, 15 Feb. (EUROPA PRESS) -

El delegado de la Consejería de Cultura en Sevilla, Bernardo Bueno, presentó oficialmente la exposición 'Adquisiciones recientes' en el Museo de Bellas Artes, que muestra las nueve obras adquiridas desde mayo de 2004 para completar la colección del citado centro museístico de la ciudad hispalense.

En un comunicado remitido a Europa Press, la delegación provincial de Cultura informó de que esta exposición muestra las nueve obras adquiridas por la Consejería de Cultura desde la anterior exposición de similar contenido realizada en mayo del año 2004. En algunos casos, como el azulejo de Niculoso Pisano o Los Desposorios de Santa Catalina de Herrera el Viejo, se trata de obras excepcionales, representativas de la producción de un artista relevante o bien, como los casos de los artistas del siglo XIX, García Rodríguez y Rodríguez de Guzmán, de pintores que hasta ahora estaban ausentes de las colecciones del museo.

Las obras que se presentan en esta exposición abarcan desde el siglo XVI a finales del siglo XIX. Destaca por su rareza un azulejo del siglo XVI con una imagen de la Virgen con el Niño, obra excepcional dentro de la escuela sevillana de ceramistas. Fue realizado hacia el año 1530 por el ceramista italiano afincado en Triana, Francisco Niculoso, llamado el Pisano.

Tres obras están fechadas en las primeras décadas del siglo XVII, en un momento de transición desde las formas manieristas del XVI a ideas pictóricas más próximas al naturalismo barroco. El Niño Jesús, adquirido en el año 2004, es obra de Juan de Roelas y perteneció al retablo de la capilla de los flamencos del Colegio de Santo Tomás. De fechas cercanas son la Virgen del Rosario de Juan de Uceda y Los Desposorios místicos de Santa Catalina, importante lienzo de juventud de Francisco Herrera "el Viejo".

El Costumbrismo ocupa un lugar significativo en la historia de la pintura sevillana del siglo XIX. A esta temática pertenecen Baile en un salón de Manuel Rodríguez de Guzmán, única obra de este pintor en las colecciones del museo, y Pareja de majos de José Gutiérrez de la Vega, que nos ofrece una nueva visión en la producción de este artista.

Dos paisajes de muy distintas características aportan nuevas perspectivas a este género poco representado en las colecciones del museo. Uno de ellos, Plaza Mayor de Écija, dibujo del romántico francés Adrien Dauzats. La incorporación de esta obra aporta a la colección el primer referente sobre el movimiento artístico que supuso en Andalucía, y en Sevilla, la corriente romántica, que motivó la presencia de artistas extranjeros.

El segundo paisaje es una vista de Sevilla de Manuel García Rodríguez, artista perteneciente a la Escuela de Alcalá. Tanto en el caso de este artista como en el de Virgilio Mattoni, que cierra la exposición con su lienzo El Abad, las obras adquiridas permiten incluir estos nombres en la nómina de artistas sevillanos representados en el Museo.

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies