Sindicatos lamentan que ni la recesión frena el aumento de los precios y ve la situación "inasumible"

Actualizado 11/05/2012 14:17:17 CET

SEVILLA, 11 May. (EUROPA PRESS) -

Los sindicatos CCOO-A y UGT-A han lamentado que "ni la recesión ha podido frenar el aumento de los precios en el mes de abril" por lo que consideran la situación "muy preocupante" e "inasumible".

En una nota, CCOO considera que "la inflación alta, los salarios bajos, políticas de recortes y la reforma laboral en una economía en recesión constituye la 'receta perfecta' para no salir de la crisis".

La central sindical andaluza califica de "muy preocupante" el repunte de la inflación durante el pasado mes de abril porque el alza de los precios "es un freno para el consumo" y, por tanto, "un obstáculo para reactivar una economía que está en recesión".

CCOO alerta de que "no existen razones objetivas" para este incremento de los precios "en productos de primera necesidad", empobreciendo aún más "a las familias andaluzas, ya de por sí bastante empobrecidas por las políticas de recortes y ajustes y por los efectos negativos de la reforma laboral sobre el empleo y los salarios".

"Inflación alta, salarios a la baja, política de recortes y reforma laboral, todo ello en una economía en recesión, son los ingredientes perfectos para no salir de la crisis en muchos años", advierte el sindicato.

CCOO lamenta que en Andalucía los precios hayan subido por encima de la media del Estado, algo que considera "una muy mala noticia para cualquier expectativa de recuperación del consumo y reactivación de la economía".

En este sentido, alerta de que "una economía en recesión lo último que necesita es una inflación alcista sin ningún tipo de causa que la justifique" ya que "retraerá aún más el consumo de las familias y hará entrar a la economía en un círculo vicioso del que será complicado salir".

Además el sindicato remarca que las subidas se centran en los productos de primera necesidad, aquellos "a los que ninguna familia andaluza puede renunciar para llevar una vida cuando menos digna". El incremento de los precios, por tanto, "castiga sobre todo a las personas con menos ingresos y a las más desfavorecidas, empobreciéndolas más si cabe". Si a esto se suma, según CCOO, "las políticas de ajustes y recortes del gobierno y los efectos negativos de la reforma laboral sobre el empleo y los salarios, estamos ante un panorama de empobrecimiento extremo de las personas".

Ante esta "peligrosa" situación, la central sindical exige a los empresarios que "asuman su responsabilidad social conteniendo los precios de sus productos en lugar de intentar aumentar su cuenta de resultados a costa de la miseria de muchas personas y familias". "Los trabajadores de este país ya han hecho demasiado esfuerzos como para que ahora, y sin justificación alguna, se les quiere cargar también con el incremento los márgenes de beneficios empresariales", ha señalado.

Del mismo modo, CCOO afirma que la actitud de los empresarios "es contraproducente para ellos mismos, se tiran piedras contra su propio tejado". "El empresario que piense que ganando más dinero a corto plazo tendrá futuro en su negocio, demuestra su cortedad de miras y su incapacidad empresarial", ha apostillado.

Por otro lado, el sindicato reclama al Gobierno medidas de control de los precios y, sobre todo, "la retirada de la reforma laboral" porque "está permitiendo a los empresarios tirar a la baja los salarios de los trabajadores y trabajadoras de este país". "Inflación alta, salarios a la baja, política de recortes y reforma laboral, todo ello en una economía en recesión, son los ingredientes perfectos para no salir de la crisis en muchos años", ha concluido.

PROPUESTA DE UGT-A

Por su parte, el sindicato UGT-A lamenta que "ni la recesión frena el incremento de los precios" y considera que "las subidas de precios de la electricidad, la gasolina y de las prendas de vestir llevan el IPC hasta un valor inasumible para los trabajadores en tiempos de crisis".

Ha apuntado los "incrementos significativos" en los alimentos de primera necesidad, siendo los más inflacionistas los huevos, el café, cacao e infusiones y los productos lácteos.

Han recordado asimismo que en cuanto a la comparativa con la zona euro, la inflación interanual registrada en Andalucía (1,8%) se ha situado ocho décimas por debajo del 2,6 por ciento (IPCA) alcanzado en la zona euro, por lo que "la ventaja comparativa en precios de Andalucía se reduce dos décimas con respecto a la alcanzada el mes pasado".

En cuanto a la inflación subyacente interanual, es decir, la que se calcula sin tener en cuenta los efectos que sobre el nivel general de precios tienen los alimentos no elaborados y los productos energéticos, durante el mes de abril reflejó una tasa de variación interanual del 1,1 por ciento, lo que supone un incremento una décima inferior al registrado el mes pasado (1,2 por ciento), al tiempo que incrementa hasta un punto su diferencia con el índice general de precios.

UGT-A ha denunciado "la política neoliberal del Gobierno central, que entre sus nuevas medidas de ajuste plantea "establecer peajes en las autovías, incrementar la jornada de los funcionarios o instaurar el copago sanitario", ante lo que lamenta que el Gobierno central "continúa empeñado en cumplir con los objetivos de déficit público y sin crear empleo, es decir, siguen más preocupados por satisfacer los deseos de Bruselas y de Berlín que de defender los intereses de los ciudadanos".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies