Soria dice que renunciar al fracking o establecer una moratoria es "un lujo que no nos podemos permitir"

Actualizado 20/05/2013 16:35:25 CET

Andalucía defiende que "es el momento de reflexionar" y de encargar trabajos sobre técnicas, reservas y consecuencias

MADRID, 20 May. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha mantenido este lunes que no comparte la petición de Andalucía para que se establezca una moratoria nacional para el fracking, el uso de la fractura hidráulica para la extracción de gas no convencional, hasta que se desvelen las dudas medioambientales existentes y ha mantenido que adoptar la medida propuesta por Andalucía o renunciar a la fractura hidráulica es "un lujo que no nos podemos permitir".

En declaraciones a los periodistas al término de la Conferencia Sectorial de Energía, que se ha celebrado en Madrid, ha recalcado que el Gobierno no comparte esa propuesta y, en este sentido, ha aludido a las declaraciones del comisario europeo de Energía, Günther Oettinger, que ha afirmado que no se puede "dejar pasar la oportunidad" que representa la generación de gas por esta técnica.

"No podemos renunciar a este tipo de tecnologías en exploración de hidrocarburos", ha dicho el ministro que, en cualquier caso, ha subrayado que las autorizaciones deberán hacerse "siempre, siempre de acuerdo con máximas garantías medioambientales establecidas por la Unión Europea".

El ministro considera que nos encontramos en un "cambio de la geopolítica mundial de la energía" y ha expuesto el caso de Estados Unidos que desde hace cinco años usa esta técnica, lo que "está cambiando su situación de dependencia y vulnerabilidad respecto a las importaciones". "Si hasta ahora era tremendamente dependiente, cada vez lo es menos y de aquí a unos años será totalmente independiente y con ello, va a tener muchas más oportunidades para relocalizar actividad industrial", ha ensalzado.

Además, Soria ha asegurado que en el transcurso de la sectorial, "todas las intervenciones de todas las comunidades" han sido "partidarias" de hacer exploraciones a través de esta técnica, "con una sola excepción" --en alusión a Cantabria, cuyo parlamento regional ya declaró la comunidad autónoma como territorio libre de fracking--. Eso sí, según ha recalcado el ministro, "siempre que se hagan dentro de las mayores garantías medioambientales exigidas por la UE y por la legislación nacional".

DECISIÓN TOMADA

Por su parte, el consejero de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo andaluz, Antonio Ávila, ha lamentado que el Gobierno ya tenga "la decisión tomada en este sentido" y no quiera "reflexionar" sobre la técnica. A su juicio, "preservando los temas medioambientales y a la vista de la incertidumbre social y las dudas técnicas, es el momento de reflexionar y encargar a un grupo de expertos que informen de las técnicas, de las reservas y de las consecuencias", ha subrayado.

Así, ha mantenido que si bien el ministro ha puesto como ejemplo el recorrido que la fractura hidráulica, que será legislación básica del Estado, ha tenido en Estado Unidos, en otros, como Francia o el alguna región alemana, se ha planteado la moratoria.

Por último, Ávila ha criticado que el Gobierno haya anunciado a las comunidades autónomas que el mes que viene aprobará un gran paquete legislativo pero sin especificar en qué consistirá. Ávila ha ofrecido la colaboración de la Junta en este sentido, pero ha lamentado que la sectorial no se haya reunido hasta pasado año y medio de Gobierno del PP y que cuando lo hace "únicamente es informada de que va a haber nuevas normas" pero no de su contenido.