Los trabajadores de Mercasevilla recorren la ciudad en coche hasta la Plaza Nueva para protestar contra el ERE

Actualizado 15/07/2013 15:55:39 CET

SEVILLA, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

La plantilla de Mercasevilla, la sociedad gestora del mercado central hispalense, ha celebrado este lunes una "caravana de coches" desde las instalaciones de la empresa, ubicadas al pie de la autovía A-92, hasta la propia Plaza Nueva, para protestar contra el "plan de viabilidad" promovido por esta compañía participada mayoritariamente por el Ayuntamiento hispalense. Y es que dicho plan, como es sabido, se traduce en 115 despidos y la externalización de otros 39 puestos de empleo, lo que adelgazará la plantilla hasta sólo 25 miembros.

La caravana de coches, según ha informado a Europa Press Rafael Domínguez (CCOO), presidente del comité de empresa, ha recorrido la avenida de Andalucía, las calles José Laguillo y Arroyo, las avenidas del Alcalde Manuel del Valle y de Llanes, la calle Torneo y la avenida de los Reyes Católicos para alcanzar su meta en la Plaza Nueva, donde esta línea de "más de 40 coches" ha comenzado el camino de retorno a través de la avenida de Marqués de Paradas, la calle Torneo, la Ronda Histórica y la Carretera de Carmona.

"MUCHA POLICÍA LOCAL"

Bajo la vigilancia de "mucha Policía Local", esta caravana de unos 40 coches ha sembrado retenciones en el tráfico de la ciudad en protesta por los mencionados despidos, toda vez que las movilizaciones continuarán el próximo miércoles con una manifestación por las calles de la capital andaluza.

Porque como es sabido, la plantilla afronta un escenario en el que tanto los órganos de la empresa, como el Ayuntamiento hispalense y la sociedad estatal Mercasa en su papel de accionistas mayoritarios, han aprobado ya toda una serie de operaciones que culminan en la mencionada reestructuración general de la plantilla, que quedará reducida a sólo 25 personas a cuenta de los despidos y las externalizaciones.

EL NUEVO ESCENARIO DE MERCASEVILLA

En concreto, en los últimos meses, el Consistorio hispalense ha tramitado y aprobado definitivamente una modificación de los reglamentos de Mercasevilla que liberaliza los servicios que los trabajadores de la empresa prestan en la lonja de pescado, extremo que entrará en vigor el 11 de agosto y que abrirá las labores de carga y descarga y facturación del género a la libre contratación.

En paralelo, la propia empresa ha promovido una operación de ampliación de capital por valor de casi seis millones de euros para recabar fondos con los que afrontar las indemnizaciones del expediente de regulación de empleo (ERE) asociado a la liberalización de los servicios que la plantilla presta en la lonja. El Ayuntamiento, como socio mayoritario de Mercasevilla, aporta 3.086.154 euros a esta ampliación de capital gracias a una modificación presupuestaria aprobada ya por el pleno no sin una intensa pelea política, pues la oposición rechaza todo este conjunto de medidas.

DESPIDOS Y EXTERNALIZACIONES

En este marco, la empresa ha anunciado una reestructuración general de la plantilla basada en 115 despidos, la mayor parte de ellos encuadrados en los servicios de la lonja de pescado, la externalización de otros servicios en los que trabajan 39 empleados, y la reducción de la plantilla a 25 trabajadores. El conjunto de la operación busca suprimir la excepcionalidad de los servicios correspondientes a la lonja de pescado y la adaptación del modelo de gestión al de otros mercados centrales españoles, toda vez que el gremio de mayoristas de pescado podría contratar a varias decenas de los trabajadores afectados por el ERE que se cierne sobre la plantilla, aunque por supuesto en condiciones ajenas al convenio colectivo de Mercasevilla.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies