El alcalde reconoce que la relación con Lambán no es la que le hubiera gustado tener

 
Consulta el estado del tiempo
Consulte el estado del Tráfico y del Tiempo para estos días >>
Consulta el estado del tráfico
Contador

El alcalde reconoce que la relación con Lambán no es la que le hubiera gustado tener

Fotos Debate I
EUROPA PRESS/REMITIDO
Actualizado 17/11/2016 12:13:56 CET

ZARAGOZA, 17 Nov. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha reconocido que, en algunos momentos, la relación institucional con el presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, no es la que le hubiera gustado tener.

"No ha sido la que me hubiera gustado. Imagino que eso es cosa de dos y los cierto es que ha sido siempre difícil, eso no es novedad", ha dicho. El alcalde ha agregado que "la novedad es más que tengamos voluntad de diálogo y entendimiento".

Santisteve ha realizado estas declaraciones durante su intervención en el Debate sobre el estado de la ciudad, el primero al que se ha enfrentado como alcalde de Zaragoza, y al que ha asistido, entre otros, el presidente del Gobierno de Aragón, al que le ha agradecido su presencia.

En este sentido, le ha indicado a Lambán: "Las dos principales instituciones aragonesas estamos obligados a mantener una relación de leal colaboración y trabajar en beneficio de los ciudadanos a los que representamos, en nuestro caso, a más de la mitad de la población aragonesa".

En este contexto, ha observado que "después de casi un año de conversaciones "parece que estamos más cerca de llegar al consenso político necesario para aprobar la siempre pendiente ley de capitalidad", y ha augurado que su aprobación "supondrá un antes y un después, tanto para la ciudad como para las relaciones entre el Ayuntamiento de Zaragoza y el Gobierno de Aragón".

Para Santisteve, la ley de capitalidad es "un necesario instrumento de racionalización de competencias que tiene que prestarse con la forma y financiación más justa y adecuada".

A su entender, la "clave" para llegar a un texto consensuado "pasará indefectiblemente por el reconocimiento, por parte del Gobierno de Aragón, de que las aspiraciones históricas que la ciudad mantiene respecto a su financiación son lógicas".

Tras reconocer la "difícil" situación financiera de la Comunidad autónoma ha dicho que aceptará que la financiación a recibir "necesariamente no será la deseada, durante un periodo transitorio, hasta que mejoren las fuentes de financiación autonómicas".

Bajo estas premisas, ha anunciado su compromiso a "dedicar los esfuerzos necesarios para alcanzar un acuerdo sobre este proyecto de ley antes de que termine el año, así como en el resto de grandes cuestiones pendientes con el Gobierno de Aragón".

A LOS GRUPOS

En su análisis de la situación general de la ciudad ha agradecido a los concejales del equipo de gobierno su "entrega, dedicación y esfuerzo diario" para concluir: "Estoy moderadamente satisfecho con la acción de gobierno".

Acto seguido se ha dirigido a los grupos municipales de la oposición. "Una de las razones por las que estoy aquí son las políticas llevadas a cabo por el Partido Popular" y ha reprochado a los populares las formas por como han evidenciado las posturas antagónicas que mantienen con Zaragoza en Común.

"Como alcalde habría esperado algo más de altura de miras y una oposición algo más constructiva y no siempre instalada en el 'no' y en destacar lo anecdótico", ha expuesto Santisteve.

"En el lado opuesto he de destacar a CHA", ha remarcado el alcalde argumentando que "hemos sido capaces de construir un ejemplo de entendimiento y colaboración leal". En cuanto al PSOE le ha mostrado su esperanza de "lograr acuerdos importantes desde una perspectiva progresista, que permitan avanzar a la ciudad, similares a los que se alcanzaron en las tres legislaturas anteriores".

Al grupo municipal de Ciudadanos (C's) le ha trasladado que siente "cierta decepción personal porque han mostrado escasa autonomía en sus posiciones políticas, especialmente en el ámbito urbanístico".

A todos los concejales les ha dicho lo siguiente: "Tenemos la obligación de proyectar al resto de la ciudadanía una imagen acorde a la función de representaciones que ostentamos y que en ocasiones ha distado mucho de la que debiera haber sido".

Ante la "desafección" de la ciudadanía hacia la política representativa, Santisteve ha apremiado a "hacer un esfuerzo colectivo especial sin que suponga empobrecer el debate ni moderar las posiciones políticas, sino que debe ir acompañado por la construcción de una nueva cultura del consenso que va más allá de las cuatro paredes del salón de plenos".

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros, puedes ver nuestra política de cookies -
Uso de cookies