El Ayuntamiento de Jaca instalará "en un plazo corto de tiempo" contadores de agua en domicilios y establecimientos

Solución Consensuada Para La Aplicación Del Canon De Saneamiento En Jaca
EUROPA PRESS
Actualizado 24/11/2011 16:37:22 CET

ZARAGOZA, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Jaca (Huesca) se ha comprometido a instalar "en un plazo corto de tiempo", en el primer semestre del próximo año, contadores de agua en todos los domicilios y establecimientos de la ciudad, mientras que el Gobierno de Aragón buscará una fórmula para compensar a quienes ya han realizado el pago "muy elevado" del canón de saneamiento y regulará el pago de recibos pendientes.

Así se ha acordado este jueves en una reunión que han mantenido en el Palacio de la Aljafería en Zaragoza el portavoz del Gobierno de Aragón, Roberto Bermúdez de Castro, el alcalde de Jaca, Víctor Barrio, y el presidente de la Asociación de Empresarios de Comercio y Servicios de La Jacetania, José Juan Prado, para buscar soluciones al "grave problema" que se ha detectado en el municipio y el Valle del Aragón donde sus vecinos no estaban pagando agua "por consumo", sino "por tanteo" al no disponer de contadores.

En el encuentro han participado también el director general de Relaciones Institucionales, Javier Allue; el director gerente del Instituto Aragonés del Agua (IAA), Rafael Izquierdo; Laura Lanaspa, en representación de la Asociación de Empresarios de Hostelería de Huesca; y Esther Franco, por la Asociación de Empresarios de la Jacetania.

En declaraciones a los medios de comunicación, Roberto Bermúdez de Castro ha calificado de "escándalo" que la Jacetania y la ciudad de Jaca, "una de las más turísticas de Aragón, no tengan contadores de agua" y ha detallado que, tras este encuentro, el consistorio se ha comprometido "en un plazo corto de tiempo" a instalar contadores de agua, un total de 16.000, "en todos los establecimientos y domicilios de la ciudad".

No obstante, ha observado que "tenemos un grave problema y es la gente que ha recibido una tasa de agua muy alta" y que ya ha afrontado el pago. En este caso, "con las nuevas lecturas de 2012 (que se realizarán con los contadores) se verá cuanto consumen" y se compensarán las cantidades que ya hayan abonado.

"Quien no tenga capacidad de pagar, porque tiene que pagar seis mil euros, podemos hacer un aplazamiento del pago y, finalmente, también una compensación en los últimos plazos" y, en un tercer caso, para "quienes no han llevado a cabo la liquidación" se paralizará el abono de esa cantidad y se realizará posteriormente.

De esta forma, "el Ayuntamiento de Jaca se compromete a poner contadores y el Gobierno de Aragón se compromete a regularizar los recibos". Los contadores tendrán que comenzar a instalarse "en el primer semestre del año 2012, ya que el anterior alcalde de Jaca, Enrique Villarroya (PSOE), se comprometió a ponerlos en 2005 y se ha debido ir a comprarlos a Hong Kong porque aún no han llegado", ha ironizado.

AGRADECIMIENTO

El alcalde de Jaca, Víctor Barrio, ha expresado su agradecimiento al Ejecutivo aragonés por intentar buscar una solución rápida a este problema "que nos venía desde hace años" y para el que ahora "hemos llegado a un acuerdo por el buen interés de todas las partes de solucionar el problema".

Barrio ha indicado que Jaca es "la ciudad de la provincia de Huesca que tiene, ella sola, más piscinas que el resto de la provincia. Se está utilizando agua de boca para las piscinas, hay un campo de golf y muchos huertos y el consumo es excesivo" y, como ejemplo, ha detallado que una urbanización "en junio gastó 19 millones de litros de agua, en julio 17 y en agosto 47".

Por ello, ha subrayado que "tenemos que controlar el exceso de agua que se gasta en los campos, en las piscinas y zonas verdes e intentar regularizarlo como sea y el que la gaste la tendrá que pagar", ha aseverado.

Por último, el presidente de la Asociación de Empresarios de Comercio y Servicios de La Jacetania, José Juan Prado, ha manifestado también su agradecimiento "a la preocupación que han mostrado tanto el alcalde como el consejero por este impuesto que realmente nosotros considerábamos que era excesivo".