El Ayuntamiento de Teruel pone en marcha una campaña de control de animales domésticos

 

El Ayuntamiento de Teruel pone en marcha una campaña de control de animales domésticos

Campaña de control de animales domésticos en Teruel
EUROPA PRESS
Publicado 03/12/2014 17:44:57CET

TERUEL, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Teruel ha puesto en marcha una campaña de control de animales domésticos por la que se vigilará que los perros lleven el chip que supone su registro sanitario. Este año, se han recogido 156 perros y de ellos 54 no llevaban el microchip.

La ley establece que las mascotas deben contar con un registro sanitario, con el que se otorga una tarjeta al dueño y un chip al animal. El concejal de Policía Local de Teruel, José Miguel Hernando, ha anunciado el inicio de esta campaña y ha insistido en que "no se abandonen animales, que se tengan con responsabilidad, pues no son muñecos, hablamos de seres vivos".

El concejal también ha recordado la obligatoriedad "de llevar atado al perro y, en caso necesario con bozal" para la seguridad de las personas, al tiempo que ha apuntado que abandonar a un perro, "además de ser cruel, es peligroso" pues se unen en jaurías "y suponen un riesgo serio".

Por lo que se refiere a los animales recogidos sin chip, 12 han sido adoptados y dos tuvieron que ser sacrificados, mientras que el resto espera una oportunidad. En este punto, el consistorio turolense ha indicado que recoger a un perro perdido o abandonado supone algo más de 46 euros si se hace el primer día y se suman tres euros cada día de retraso.

En este sentido, Hernando ha sostenido que las asociaciones protectoras '8 Vidas' y 'Amigo Mío' hacen una "gran labor" en la recogida, acogida y adopción de animales, si bien es algo "de todos" y ha alertado de que hay que avisar a las autoridades si se ve a un animal abandonado.

SANCIONES

El concejal ha apuntado que es responsabilidad de los propietarios mantener limpias las calles de los excrementos de sus animales. Las sanciones por este motivo o por llevar el perro suelto han descendido de 27 en 2013 a 12 en lo que va de año y también ha disminuido el 4 por ciento las relacionadas con animales.

Por lo que se refiere al censo municipal de perros, ha aumentado de 700 a 730 y, del total, 83 son considerados potencialmente peligrosos, cuyos dueños necesitan una autorización especial.

Por otra parte, el consistorio turolense ha anunciado la adecuación de una zona verde en la Calle Italia, en el barrio de la Fuenfresca, para convertirlo en un parque para perros, como ya existen en muchas ciudades y donde los animales pueden correr y jugar. Este espacio se vallará y se colocarán unos bancos para acondicionarlo. También se establecerá un horario de uso.


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies