El Centro Nacional de Supercomputación hace en una hora lo que un ordenador normal tardaría 20 años

Director del Centro Nacional de Supercomputación, Mateo Valero
EUROPA PRESS
Publicado 21/03/2018 20:12:38CET

ZARAGOZA, 21 Mar. (EUROPA PRESS) -

El investigador, catedrático y director del Centro Nacional de Supercomputación-Barcelona Supercomputing Center, Mateo Valero, ha explicado que el equipamiento de que dispone esta instalación actualmente permite hacer en una hora lo que un ordenador normal tardía 20 años.

Así lo ha explicado en declaraciones a Europa Press, antes de impartir en el Patio de la Infanta de Zaragoza la ponencia 'La supercomputación: motor para la ciencia y la ingeniería', en el marco del Foro Ibercaja.

Este zaragozano de Alfamén, que es ingeniero de Telecomunicaciones por la Escuela Técnica Superior de Ingenieros de Telecomunicación de Madrid y doctor por la de Barcelona, ha indicado que este centro es un consorcio compuesto por el Gobierno de España, la Generalitat de Cataluña y la Universidad Politécnica de Cataluña.

El pasado 1 de julio se instaló un nuevo equipamiento que amplía el existente, con una inversión de 34 millones de euros, que supone disponer de 160.000 procesadores trabajando conjuntamente.

Su adquisición ha implicado "multiplicar casi por 400 la velocidad" del primero supercomputador con que contó este centro, que se creó en 2005 y que significa que el actual "hace en un día lo que el primero necesitaba un año", ha detallado su director.

ENTRE LOS MÁS RÁPIDO DEL MUNDO

El Barcelona Supercomputing Center se encuentra en la lista de los 500 supercomputadores más rápidos del mundo, que se actualiza dos veces al año para incluir las nuevas incorporaciones. Este centro ocupa el puesto 16, el único de España que está en el top 500.

Mateo Valero ha manifestado que algunas de las aplicaciones son la inteligencia artificial y la medicina personalizada, que sin esta tecnología no serían posibles.

Según ha detallado, la primera "se utiliza para todo" y ahora gracias a que "tenemos muchos más datos y tenemos procesadores más rápidos" estas máquinas permiten "reconocer imágenes mejor que las personas y hacer traducción autonómica", ha dicho como ejemplo, para señalar que los supercomputadores son "una herramienta para la ciencia y la ingeniería" y permiten desarrollar técnicas que hasta ahora "no podían demostrar todo su potencial".

En el caso de la medicina, ha relatado que su utilidad se centra en prevenir enfermedades antes de que ocurran y, si esto no es posible, "tener un tratamiento personalizado" mediante el uso de múltiples datos, como la información del ADN y el estudio de su secuenciación, que permite conocer la predisposición a determinadas enfermedades.

El director del Barcelona Supercomputing Center ha apuntado que este centro desarrolla investigación "que interesa mucho a las empresas", algo que hace que prácticamente se autofinancie gracias a las aportaciones que recibe de ellas, así como de los proyectos europeos, si bien se trata de un centro público, "una gran instalación española".

Además, colabora con otros supercomputadores del mundo, tanto en el campo de las ideas, de los programas, como de la utilización conjunta, con proyectos en los que usan varios supercomputadores a la vez.

Contador