CHA expresa su "decepción" por las inversiones previstas para Aragón en los PGE

Publicado 04/04/2017 18:59:42CET

ZARAGOZA, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

Chunta Aragonesista (CHA) ha expresado su "decepción" por las inversiones previstas para Aragón en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2017, en los que no aparece "ni un solo proyecto nuevo" y "se reduce la inversión en más de un 20 por ciento respecto al año anterior".

Así lo ha señalado la secretaria general de CHA, Carmen Martínez, quien también ha criticado en una nota de prensa "que se aplazan en el tiempo la finalización de la mayoría de los proyectos contemplados" para la Comunidad.

Esta formación ha detallado que los 435 millones que había en 2016 el proyecto de ley de PGE para este año baja a los 392, unas cifras que constituyen "el mejor resumen de la política inversora del Gobierno de Rajoy".

Martínez ha ironizado al afirmar que "se les ha gastado el tóner de la fotocopiadora de tantas veces que usan, una y otra vez, el mismo Presupuesto todos los años para Aragón".

Además, ha lamentado que "con un 21 por ciento menos de inversión en Aragón con respecto al año anterior y los plurianuales previstos en 2017 será imposible concluir ni una sola de las infraestructuras imprescindibles para la vertebración de la Comunidad".

También ha comentado que "el crecimiento de la economía del que tanto presume Rajoy no se refleja en estos presupuestos ya que la propuesta inversora es menor", para considerar que "es evidente que ni el Partido Popular ha mirado por los intereses de Aragón, ni sus socios electorales del Partido Aragonés han tenido ningún tipo de influencia", además de que tampoco "las pinceladas naranjas de Ciudadanos han cambiado el color inversor en esta Comunidad".

SEGUIR ESPERANDO

CHA ha manifestado "que tendremos que seguir esperando lustros a tener un ferrocarril propio del siglo XXI" puesto que "la inversión en este año es solamente de un cuatro por ciento del total que reflejan los plurianuales del tramo Sagunto-Teruel".

Respecto a la "reivindicación histórica del tren del Canfranc, que nos abre la puerta a Europa, tanto para el transporte de viajeros, como el de mercancías, no alcanza este año el 2,45 por ciento del total de la obra", han sostenido desde este partido.

A su entender, "es necesario que desde Europa vean un mayor compromiso inversor por parte del Gobierno de España si queremos que la reapertura del ferrocarril internacional sea una realidad", mientras que para el resto de las líneas ferroviarias, como la conexión Zaragoza con Navarra y La Rioja, "apenas hay partidas reseñables".

Asimismo, las carreteras "no han sido mucho mejor tratadas" y "el dato más destacable es que la fecha de finalización de la mayoría de las infraestructuras previstas se desplazan hasta el año 2021".

En concreto, para la A-23 "harán falta cuatro años más para concluir los 30 kilómetros que faltan hasta Sabiñánigo"; para la A-24, no hay presupuesto para comenzar las obras de la autovía que uniría Calatayud con Daroca; y para la A-21, de Jaca al límite con la Comunidad de Navarra, "los 34 kilómetros que faltan para desdoblar por completo la vía terminará, según las previsiones de los PGE, en el 2021".

En el caso de la A-22, autovía que une Huesca con Lérida, apenas faltan 13 kilómetros, pero "tampoco será antes del año 2021 cuando esta infraestructura esté terminada por completo"; en la A-14, de Alfarrás a Sopeira, prevista desde el año 2002 en los PGE, no hay partida para iniciar las obras; y en la N-232, en su tramo El Burgo de Ebro-Alcañiz, "hay una previsión de 1,5 millones de inversión, una cantidad insignificante para lograr el desdoblamiento de esta vía".

En la misma carretera, en el tramo Figueruelas-Mallén "se demora las previsiones de finalización de la vía para el 2021, a pesar de que solo quedan 30 kilómetros por desdoblar", mientras que en la N-260, el eje pirenaico, no hay partida suficiente para el condicionamiento integral que necesita, en la N-122, variante Borja-Maleján, la cuantía "es tan escasa que impedirá comenzar las obras" y en la N-211, que permitiría conectar la A-23 con la A-2, desde Monreal a Alcolea del Pinar, posibilitando una autovía directa Teruel-Madrid, "solo se recogen 6.000 euros y sin previsión presupuestaria para futuros ejercicios".

Finalmente, la A-40 Teruel-Cuenca "tiene una partida testimonial, como lo ha tenido desde el año 2006, lo que denota la falta de interés por parte del Gobierno de España" y sobre el desdoblamiento de la N-II Pina-Fraga "tendrá que seguir esperando, dadas las mínimas partidas contempladas y que la liberación del peaje de la AP-2 no está en la agenda política de Gobierno de Rajoy.

POLÍTICA HIDRÁULICA

CHA ha sostenido que la política hidráulica del Partido Popular "sigue reflejándose en estos presupuestos" y "se recorta en modernizar regadíos", mientras "se mantiene el esfuerzo inversor en proyectos con fuerte contestación social como Biscarrués y el recrecimiento del pantano de Yesa, con más de 14 millones de euros de nuevo para un gasto que alcanza ya los 183.643.390 de euros".

En su opinión, esto supone "toda una declaración de intenciones de no mirar el territorio, además de no tener en cuenta ni los principios de sostenibilidad, ni la eficiencia y eficacia en la inversión pública".

Finalmente, CHA ha indicado que de este proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado "se desprende que el Gobierno de España no cumplirá con la ley de la dependencia en Aragón".


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies