El consejero de Medio Ambiente está convencido de que el nombramiento de Iglesias será "bueno para Aragón"

Actualizado 20/10/2010 16:24:19 CET

HUESCA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, Alfredo Boné, ha mostrado su alegría por el nombramiento del presidente del Gobierno de Aragón, Marcelino Iglesias, como nuevo secretario de Organización del PSOE, y se ha mostrado convencido de que "será bueno para Aragón".

Boné ha firmado este miércoles en la capital altoaragonesa un convenio con el presidente de la Diputación de Huesca (DPH), Antonio Cosculluela, por el que esta institución provincial anticipará los recursos financieros necesarios para que 39 ayuntamientos de la provincia puedan finalizar las obras del Plan del Agua de Aragón.

En primer lugar, Boné ha trasladado su alegría por el nombramiento y ha dicho "que supongo que cuando el PSOE se lo ha planteado y él lo ha aceptado será porque es algo bueno para él". Ha añadido que "estoy convencido de que será bueno para Aragón, que a mí es lo que más me interesa".

Boné le ha deseado a Iglesias "el mayor éxito" en su nueva andadura, al tiempo que ha supuesto que "lo tendrá", ya que "tiene una larga trayectoria que le avala". Tras estas palabras le ha dado la enhorabuena.

La remodelación del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero afecta también al Ministerio de Medio Rural y Marino, cuya titular será Rosa Aguilar en sustitución de Elena Espinosa. Sobre este cambio también se ha pronunciado el consejero de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón y ha dicho que "a Rosa Aguilar no la conozco, pero las sensaciones que tengo son buenas".

Boné ha adelantado que lo primero que va a hacer es solicitar a la nueva ministra una entrevista "para ponerla al día de los temas de Aragón y tratar de buscar la continuidad en los asuntos que estábamos tratando con la anterior ministra".

El consejero aragonés ha asegurado que con Elena Espinosa "Aragón siempre ha tenido un buen trato en Madrid" y ha recordado que "ya con Cristina Narbona firmamos un convenio de 169 millones de euros en el Plan Nacional de Calidad de Agua, y a Elena Espinosa hay que reconocerle que Aragón ha sido una de las comunidades autónomas mejor tratadas en los planes de desarrollo rural sostenible".

En este sentido ha explicado que "primero, con los planes piloto, conseguimos hacer una inversión de 58 millones de euros, de los cuales el Ministerio aportó 20 millones de euros y ahora con el desarrollo del Plan Nacional se van a aportar 74, lo que va a suponer una inversión de 220 millones de euros para Aragón". Boné ha dicho que "esto lo debemos al entendimiento con el Ministerio, con el secretario de Estado y con la ministra".

En consecuencia, ha reconocido que "como consejero de Medio Ambiente no me puedo quejar, por lo menos de las dos últimas ministras que he conocido", al tiempo que ha agregado que "con los anteriores dos ministros que conocí no me fue tan bien económicamente pero no tengo ninguna queja en el trato personal".