C's aboga por bajar el tipo del IBI para paliar el efecto del fin de las bonificaciones en 2016

Grupo municipal de C's en Zaragoza
Foto: EUROPA PRESS
Actualizado 04/09/2015 14:24:04 CET

   ZARAGOZA, 4 Sep. (EUROPA PRESS) -

   La portavoz del grupo municipal de Ciudadanos (C's) en el Ayuntamiento de Zaragoza, Sara Fernández, ha abogado por reducir el tipo del Impuesto de bienes Inmuebles (IBI) para paliar el efecto del vencimiento de las bonificaciones a partir de 2016.

   "El límite de la bajada del tipo irá en torno a un 20 por ciento, pero no está fijado" ha precisado Sara Fernández, para recordar que la propuesta final de C's se decidirá una vez que el equipo de gobierno presente un borrador de ordenanzas fiscales, presumiblemente la próxima semana.

   En ese borrador también se incluirá el impuesto de plusvalía sobre el que C's ha defendido que se aplique un método de cálculo de modo que se actualice sobre el precio real del mercado, ya que en muchos casos los ciudadanos que venden un piso lo hacen a un precio menor al que lo adquirieron y además tienen que pagar este impuesto lo que es "descabellado", ha dicho Fernández.

   En declaraciones a los medios de comunicación ha agregado que sobre el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) desde C's trabajarán en aplicar exenciones y bonificaciones que permitan el fomento del empleo de calidad.

   Fernández ha explicado que además de la prioridad en los asuntos económicos en C's también trabajan en que la prestación de los servicios públicos sea de "calidad" y ha reconocido que en el área de acción social "esperábamos que se tomaran más medidas".

   La portavoz del grupo municipal de C's se ha mostrado expectante ante la reunión que mantendrá la próxima semana con el consejero municipal de Economía y Cultura, Fernando Rivarés, para conocer de primera mano el borrador de ordenanzas fiscales.

   Al respecto, ha indicado que el equipo de gobierno "tiene la oferta de colaboración de C's, que es un partido dispuesto a hacer una oposición seria y constructiva".

   Fernández ha precisado que en el caso de las ordenanzas fiscales además de ser una vía de recaudación para pagar los servicios públicos, "también tiene que ser una herramienta política y de fomento del empleo".