Las fracturas de cadera por osteoporosis supera las 65.000 al año en España y su gasto hospitalario es de 800 millones

Actualizado 22/01/2008 14:03:27 CET

ZARAGOZA, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

El número de fracturas de cadera por osteoporosis ha superado ya las 65.000 al año en España y su tratamiento hospitalario supone un gasto de 800 millones de euros, según informó hoy en rueda de prensa el jefe del Servicio de Cirugía Ortopédica y Traumatología del Hospital Miguel Servet de Zaragoza, Antonio Herrera. El último estudio realizado sobre esta patología, de 2003, cifraba estas fracturas en 63.000 anuales.

El especialista manifestó que además del coste hospitalario el tratamiento de esta patología implica otros gastos, como el transporte sanitario y el de la atención primaria. No obstante, subrayó, más importante que este gasto es, a su juicio, el coste social, puesto que un 33 por ciento de personas que se rompen la cadera fallecen al cabo de un año y sólo el 38,2 por ciento consigue una recuperación plena.

Herrera indicó que el origen de estas roturas son las caídas del paciente y la pérdida de resistencia de los huesos, fruto de la osteoporosis. Esta última patología afecta al 10 por ciento de la población, siendo un 80 por ciento de quienes la sufren mujeres. En Aragón, unas 130.000 personas la padecen, dijo.

La osteoporosis es la causa de otras fracturas que, como la de cadera, disminuyen o empeoran la calidad de vida de quienes la sufren. Así, precisó el facultativo, la rotura osteoporótica de columna vertebral disminuye en seis años la vida de quien la padece y multiplica por cinco el riesgo de sufrir nuevas fracturas en el primer año.

El especialista advirtió de que sólo el 33 por ciento de la población que sufre estas fracturas está diagnosticado. Otras fracturas producidas por la osteoporosis son la de extremidad distal de radio, con 661 fracturas por cada 100.000 habitantes de 60 ó más años; la de húmero, de la que se producen 425 por cada 100.000 habitantes de 60 ó más años; la de tobillo; y la costillas.

También señaló que estas fracturas están sufrimiento incrementos anuales ya que se dan especialmente en personas mayores, cuyo número ha aumentado en los últimos años, y en mujeres, que tiene mayor esperanza de vida. Así, el 70,6 por ciento de las personas que sufren fractura de la extremidad distal del radio son mujeres con una edad media de 73 años y el 67 por ciento en el caso de las de húmero, con una media de edad de 75,5 años.

FALTA DE UN DIAGNÓSTICO ADECUADO.

Antonio Herrera explicó que actualmente no hay un diagnóstico de las pequeñas fracturas de origen osteoporótico, a pesar de que son la "señal de alarma", y que irán seguidas de fracturas posteriores más importantes "si no se tratan como tales", como sucede en la actualidad, con "tratamientos insuficientes o incorrectos".

Además, significó, el tratamiento médico permite disminuir en un 50 por ciento la incidencia de nuevas facturas, a través de fármacos. Por eso, defendió la necesidad de identificar a la población de riesgo mediante estudios epidemiológicos y la aplicación de los protocolos ya existentes, y prevenir, tanto la osteoporosis y como las fracturas osteoporóticas.

Asimismo, apostó por contar con un plan de prevención de caídas, que supone una implicación no sólo de los médicos sino también de las administraciones para hacer más accesibles las ciudades, y de los ciudadanos, para adaptar sus hogares y suprimir, por ejemplo, las alfombras en viviendas de personas mayores.

Una vez que se dan diagnosticado, dijo, "hay que tratarlas y hacerlo adecuadamente", y en caso de requerir intervención quirúrgica aplicar los cuidados pre y post operativos precisos, así como una mejor rehabilitación.

Antonio Herrera señaló que existe un protocolo para identificar a las personas que sufren osteoporosis y fractura osteoporótica o a los grupos en riesgo, entre los que se incluyen las mujeres con menopausia, también la precoz, ya que esta implica "la pérdida de actividad hormonal súbita" que deriva a su vez en una pérdida de la masa ósea.

Otros factores de riesgo son poseer un bajo índice de masa ósea; no realizar ejercicio habitualmente; fumar; ingerir café en exceso; tener antecedentes familiares; y malnutrición. El especialista indicó que la prevención de la osteoporosis debe producirse especialmente antes de los 30 años, con la ingesta adecuada de lácteos y calcio y vitaminas.

POSTURA ACTIVA.

La Sociedad España de Fracturas Osteoporóticas nació el pasado mes de octubre con la finalidad de realizar una intervención multidisciplinar que contribuya a disminuir estas patologías, explicó el facultativo, que es, además, presidente de esta sociedad junto con el jefe de Servicio del Hospital del Mar de Barcelona, Adolfo Díez.

Concretamente, para se creó para "mejorar los tratamientos y dar formación continuada" a los profesionales que van a estar en contacto con los pacientes y con los grupos de riesgo. Con esta finalidad se ha organizado esta semana en Zaragoza el I Congreso de la Sociedad Española de Fracturas Osteoporóticas.

Tendrá lugar del 24 al 26 de enero en el Gran Hotel de Zaragoza y está dirigido por Antonio Herrera. Contará como ponentes con facultativos de Madrid, Barcelona, Córdoba, Almería, Valencia, León, Santiago de Compostela, Santander, Las Palmas de Gran Canaria y Zaragoza.

Entre los temas de debate se incluyen el estado de la osteoporosis en España, sus tratamientos, los avances quirúrgicos en las fracturas, los modelos de actuación multidisciplinar, la prevención de las fracturas, la optimización del tratamiento de dolor posquirúrgico y la tromboprofilaxis. Mesas redondas y vídeo conferencias completan el programa de este ciclo formativo.


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies