El Gobierno de Aragón enseña a 'sacar un 10' en el uso del móvil

Chateando. Gente con el móvi. Usando el móvil. Jóvenes con smartphone
CLÍNICA IMQ ZORROTZAURRE
Publicado 02/11/2017 16:15:49CET

ZARAGOZA, 2 Nov. (EUROPA PRESS) -

Fomentar un uso racional y en positivo de los móviles, con decisiones compartidas y en familia. Esta es la apuesta del Gobierno de Aragón, que a través del Departamento de Educación y con la colaboración de la Dirección General de Salud Pública y del Departamento de Innovación, ha profundizado en la estrategia de integrar las nuevas tecnologías en la educación y la promoción de la salud con un decálogo dirigido a todo el entorno familiar.

Según los datos del Observatorio Aragonés de la Sociedad de la información, el creciente uso de las nuevas tecnologías y de los dispositivos móviles entre los ciudadanos aragoneses deja datos como que el 69 por ciento de los niños de la Comunidad de entre 10 y 15 años tiene teléfono móvil y, además, el 96,6 por ciento de niños de esta edad son usuarios habituales de Internet. De hecho, el 81 por ciento de los hogares aragoneses tenía acceso a Internet ya el año pasado.

El uso constante de estos dispositivos entre la población más joven hace necesaria una campaña específica, dirigida a los jóvenes, pero también a padres, madres y adultos en general para proporcionar consejos y recomendaciones sobre la utilización de móviles y similares.

Por este motivo, se ha elaborado un decálogo que sirva de orientación a las familias en la convivencia con estos dispositivos.

Este texto se plasmará en una campaña de difusión dirigida a centros escolares y sociedad en general (¿Cómo sacar un 10 en el uso del móvil?) a través de cartelería y vídeos. El objetivo de este decálogo es favorecer la convivencia de los ciudadanos con la tecnología desarrollando conductas saludables.

DECÁLOGO

El decálogo para el uso responsable del móvil invita a proteger siempre la intimidad y la de los demás, y evitar compartir fotos y datos con extraños; marcar momentos libres de móvil, como las comidas y las cenas para hablar y para la familia.

Evitar tenerlo delante cuando se estudia; apostar por ver una película o leer antes de dormir y ponerlo a cargar en otra habitación; fomentar las relaciones personales cara a cara; controlar los excesos y limitar su uso; la utilización del móvil debe abordarse en familia y los adultos también deben dar ejemplo de un empleo adecuado del teléfono.

Asimismo, se aboga por contribuir a crear entornos digitales saludables; plantearse si toda la información que recibes en el móvil es correcta; y acudir al teléfono pionero 900100456 que el Gobierno de Aragón puso en marcha para denunciar casos de ciberacoso o bullying.

PANTALLAS SANAS

Este trabajo se enmarca en la labor ya iniciada por el Gobierno de Aragón para potenciar un mejor uso del dispositivo móvil, con programas como el de Pantallas Sanas que aborda en los centros de Secundaria las nuevas tecnologías desde el punto de vista de la promoción de la salud.

Además, el Departamento de Educación, a través de su Dirección General de Innovación, lleva a cabo un programa experimental para el desarrollo de las competencias informacional y digital, que ha comenzado en un total de 62 centros.

Precisamente, y en conexión con algunos de los puntos de este decálogo, a través de este programa se ayuda y guía al alumno para que profundice en la Sociedad de la Información y del Conocimiento a través de las TIC, sepa buscar y tratar información, conozca cómo crear, publicar y compartir contenidos de manera eficiente y crítica, ahondando a su vez en la seguridad y privacidad en las redes.
De esta forma, se quiere preparar a los alumnos para su vida diaria, profesional y de ocio e incidir en nuevas formas de comunicación adaptados a un alumnado que ya es nativo digital.

El director general de Innovación, Equidad y Participación del Departamento de Educación, Jesús Garcés, ha declarado que el móvil es una herramienta muy importante en la educación actual, pero ha recalcado la necesidad de utilizarlo de forma positiva, teniendo cuidado en los tiempos y en las formas.

La presentación de este decálogo se ha llevado a cabo en el IES Santiago Hernández de Zaragoza, donde utilizan los dispositivos móviles en programas transversales entre diversas materias o en la asignatura de Educación Física, donde a través de diversas aplicaciones los estudiantes miden su esfuerzo y su trabajo, también, fuera de las aulas.