Hacienda devuelve más de 286 millones de euros a 453.363 contribuyentes en Aragón

Billetes de euro
LEONHARD FOEGER / REUTERS
Publicado 02/01/2018 17:38:34CET

ZARAGOZA/MADRID, 2 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Agencia Tributaria ha devuelto ya más 286,635 millones de euros a 453.363 contribuyentes en Aragón a cierre de año en la campaña de declaración de la Renta de 2016, donde se han presentado 687.343 declaraciones en la Comunidad autónoma, de manera que se han devuelto un 8,96 por ciento menos de dinero que el mismo período del año pasado y a un 5,49 por ciento menos de contribuyentes que en el ejercicio anterior.

Según ha informado la Agencia Tributaria en una nota, a cierre de 2017 se han solicitado 468.719 devoluciones, de las que se han abonado
453.363 devoluciones, un 97,72 por ciento del total de solicitadas.

En cuanto al importe, se han solicitado 313,049 millones de euros en devolución, de los que ya se han pagado el 91,56 por ciento, esto es, 286,635 millones de euros.

En un balance de datos detallado por provincias aragonesas durante esta campaña, la provincia de Zaragoza ha sido la que más solicitudes de devolución ha presentado, una cifra que se eleva a 343.131 declaraciones, de las que se han devuelto a 331.330 contribuyentes la cantidad de 215,400 millones de euros.

En segundo lugar, Huesca, con 76.663 solicitudes de devolución, ha recibido el importe de 45,529 millones de euros para 74.434 personas en lo que va de campaña.

Por otro lado, en la provincia de Teruel, con 48.925 solicitudes de devolución presentadas, se han devuelto a 47.599 contribuyentes la cantidad de 25,706 millones.

DATOS NACIONALES

A nivel nacional, la Agencia Tributaria ha devuelto a fecha 29 de diciembre un total de 9.319 millones a 13,6 millones correspondientes a la Campaña de la Renta 2016, el 93,2 por ciento del total solicitado y el 97 por ciento de las devoluciones correspondientes a este ejercicio.

Según ha informado el Ministerio de Hacienda y Función Pública, las declaraciones presentadas en la pasada Campaña de Renta han sido un total de 19.728.347, un 0,90 por ciento más que el año anterior. De ellas, 4.858.997 declaraciones se cerraron a ingresar, un 17 por ciento más que en la Campaña de 2015, por un valor de 9.172 millones de euros (+16 por ciento).

Por el contrario, las declaraciones a devolver cayeron un 3,91 por ciento respecto a la campaña anterior, contabilizando un total de 14.055.113 declaraciones, por valor de 9.995 millones (un 8,84 por ciento menos que en la campaña de 2015). En la relación de declaraciones facilitadas Hacienda no incluye las declaraciones negativas y las declaraciones con renuncia a la devolución.

UN 88 por ciento DE DECLARACIONES, POR INTERNET

Respecto a la presentación de las declaraciones, las presentadas por Internet alcanzaron el 88 por ciento del total, con 17.355.000 declaraciones presentadas por esta vía, aumentando un 31 por ciento las presentadas a través del sistema de navegación Renta Web (un total de 15.813.259 declaraciones).

En los dos primeros meses de esta última campaña se han presentado un 43 por ciento más de declaraciones que hace seis años y se han incrementado las devoluciones un 35 por ciento. Ya más de la mitad de las declaraciones previstas se presentaron en esos dos primeros meses de campaña.

RESULTADOS DIFERENTES A LAS PREVISIONES

Pese a la caída que se ha producido esta última campaña en las solicitudes de devolución, tanto en número (-3,9 por ciento) como en importe (-8,8 por ciento), las devoluciones efectivamente realizadas a los contribuyentes hasta la fecha están descendiendo en menor medida (-3,4 por ciento en número y -8,7 por ciento en importe). El descenso en las solicitudes de devolución tiene como contrapartida un sensible incremento en las declaraciones a ingresar.

Hacienda justifica la evolución de las declaraciones a ingresar y a devolver, distinta a las previsiones proyectadas, en una evolución más positiva de la prevista en el sector inmobiliario, tanto en relación con ganancias patrimoniales, como en lo referente a arrendamiento y, por otro, a un mantenimiento en 2016 del efecto de la reforma fiscal, que ha permitido que más contribuyentes no tengan que hacer la declaración.