El Monasterio de Veruela expone las obras de los artistas becados de la Casa de Velázquez

La exposición se podrá visitar hasta el 3 de noviembre en Veruela
EUROPA PRESS
Actualizado 05/07/2015 8:01:50 CET

ZARAGOZA, 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Monasterio de Veruela expone las obras de los artistas becados de la Casa de Velázquez, con 24 creaciones de distintas disciplinas artísticas, pintura, fotografía, escultura, grabados e instalaciones en una muestra que podrá visitarse hasta el próximo 3 de noviembre.

El diputado delegado de Cultura de la Diputación Provincial de Zaragoza (DPZ), José Manuel Larqué, y el director de Estudios Artísticos de la Casa de Velázquez, Académie de France en Madrid, Xavier Baudoin, han presentado en rueda de prensa en la capital aragonesa esta exposición 'Artistas de L'Académie de France à Madrid- Casa de Velázquez 2014'.

La muestra se inauguró el pasado mes de mayo en la Casa de Velázquez, en el madrileño barrio de Moncloa, y recala ahora en el Monasterio de Veruela para da a conocer el trabajo desarrollado este año por los creadores becados por ambas instituciones, ha apuntado Larqué, para detallar que las piezas se han instalado en el refectorio y la cocina del monasterio.

Xavier Baudoin ha subrayado que en la Casa de Velázquez los artistas "encuentran su lenguaje personal, propio", y les permite "afianzarse profesionalmente". Los trabajos que se exponen son "una buena representación de lo que hacen los artistas y del arte contemporáneo" y, además, "se pueden ver todas las disciplinas".

Así, se puede disfrutar de la obra de tres grabadores, León Garreaud de Mainvilliers, con un trabajo sobre la memoria del suelo y la minería; Juliette Vivier, con piezas que imitan el caos de la naturaleza; y Nelly Stetenfeld, con piezas sobre animales.

Los tres pintores de esta edición son Alberto Martín Giraldo, con pinturas "al natural y con grandes formatos"; Cristinta Gamón Lázaro, y su abstracción y colores; y Álvaro Díaz-Palacios, artista becado por la DPZ en 2013 y 2014 que transforma los elementos cotidianos en su proyecto 'Incidence'.

Tamim Sabri y Clarisse Griffon du Bellay muestran esculturas, en el segundo caso tallas en madera con formas humanas; mientras que Pablo Guidali y Édouard Beau muestran sus fotografías "de calle" y las huellas de la guerra, respectivamente.

DOS INSTALACIONES

Por último, la exposición alberga dos instalaciones de Frédérique Pressmann, sobre el valenciano barrio del Cabanyal, y Andrea Rodríguez Nova, con una reflexión sobre la cultura y la arquitectura.

Xavier Baudoin ha destacado el diálogo que se establece entre el monumento histórico de Veruela y las piezas de los artistas, para resumir que quien se acerque al monasterio podrá disfrutar de "fotografías en blanco y negro, volúmenes, colores. Es una exposición muy variada" en cuanto a contenido y estilos que permite conocer el trabajo de creadores emergentes.

"Todas las obras han sido realizadas en 2014" y desarrollan el proyecto por el que estos artistas fueron seleccionados para la beca en la Casa de Velázquez, ha apuntado Baudoin, al indicar que ya han llegado a Madrid los nuevos creadores que se beneficiarán de su estancia en este centro, entre ellos la artista Esther Señor, becada por la Diputación de Zaragoza.

MÁS DE 25 AÑOS DE COLABORACIÓN

La Casa de Velázquez es un centro de creación y de investigación científica que depende del Ministerio Francés de Enseñanza Superior e Investigación. La singularidad de la Casa de Velázquez desde su fundación en 1928 se basa en esta convivencia entre investigadores y artistas, así como en el acercamiento entre Francia y España.

La colaboración de la Diputación Provincial de Zaragoza y la Casa Velázquez se remonta a los años 80, ya que la institución provincial concede desde 1988 una beca para que artistas zaragozanos puedan disfrutar de las instalaciones en Madrid y utilizar un taller para desempeñar su trabajo.

En la Casa de Velázquez, los artistas gozan de una total libertad para orientar su creación pudiendo explorar nuevas técnicas y experimentar materiales. Tienen la oportunidad de intercambiar y colaborar entre sí ya que practican todas las disciplinas: arquitectura, artes plásticas, cine, fotografía, videoarte, composición musical.

A lo largo del curso universitario participan en los eventos de promoción de su trabajo --conciertos, exposiciones, proyecciones de cine, ferias internacionales de arte contemporáneo, visitas de talleres y edición de catálogos-- en París y en Madrid y en otros espacios del territorio francés y español.

Al final de la estancia, los artistas tienen que dejar obras suyas a cada una de las instituciones, a la Casa Velázquez y a la Diputación Provincial.