El PAR-Zaragoza se opone al traslado del rastro al Arrabal o a Romareda porque ocasionaría "múltiples conflictos"

Estación del Norte.
PAR-ZARAGOZA
Publicado 10/06/2018 12:19:53CET

ZARAGOZA, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

El PAR de Zaragoza ha rechazado el posible traslado del rastro a la explanada de la antigua Estación del Norte, en el barrio del Arrabal, o a la Romareda, en el distrito Universidad, por los "múltiples conflictos" que se generarían en los dos casos.

El presidente del Partido Aragonés de Zaragoza, Sergio Larraga, ha asegurado que, además, Zaragoza en Común (ZEC) está "incumpliendo" el acondicionamiento para usos vecinales de la explanada del Arrabal, que, según ha dicho, ha sido reclamada por los vecinos desde hace años.

Ha comentado que "ZEC no puede afrontar los evidentes problemas que sufren los vendedores en el rastro --situado actualmente en la zona del parking de la Expo--, creando nuevos problemas a los vecinos del Arrabal o de la Romareda".

En este punto, ha considerado que el traslado del rastro cuenta con "numerosas derivadas que no deben ser tomadas a la ligera", como son "el tráfico de vehículos y la nueva disposición que sería necesaria en el transporte público de las zonas afectadas".

Asimismo, la formación regionalista ha transmitido que se deberían tener en cuenta "los problemas ordinarios derivados de la propia instalación del mercado, como la limpieza de la vía pública o la propia seguridad, por no hablar de la afección a los comercios de proximidad de los propios barrios que llevan años esperando actuaciones municipales que no llegan".

Larraga ha lamentado que el Ayuntamiento "dedique un doble rasero a los vecinos, a los que ningunea" en proyectos aprobados por los ciudadanos, al tiempo que "les impone otro tipo de servidumbres que ni se han solicitado por parte de los vecinos, ni ofrecen ningún tipo de mejora para los mismos".

SERVICIOS PENDIENTES

Por otro lado, desde el PAR han considerado "especialmente lamentable" la intención de ZEC de instalar el rastro en la explanada de la antigua Estación del Norte, donde "se condena a los vecinos a renunciar o condicionar todo un conjunto de infraestructuras y servicios municipales que todavía están pendientes" con el objetivo de albergar "un mercadillo un día a la semana, en el mejor de los casos".

En este sentido, PAR Zaragoza ha recordado que recientemente han reclamado una solución para el "lodazal" en el que se ha convertido dicha explanada los días de lluvia desde hace años y la instalación de los servicios pertinentes, así como la adecuación de las pocas zonas verdes existentes.

Por último, el Partido Aragonés de la capital aragonesa ha criticado lo que, a su juicio, es falta de transparencia y de participación por parte de ZEC en este asunto: "es evidente que el conjunto de las asociaciones vecinales de los barrios afectados se oponen igualmente al traslado del rastro a estas zonas".

Han hecho hincapié en que ZEC tiene una capacidad "ilimitada" para "crear problemas y conflictos entre los vecinos de la ciudad". "PAR Zaragoza rechaza el posible traslado del rastro y exige luz y taquígrafos a ZEC, una vez más", han concluido.