Pinseque abre sus nuevas piscinas tras cinco años de obras y una inversión de un millón de euros

Nuevas piscinas municipales de Pinseque
DIPUTACIÓN DE ZARAGOZA
Publicado 22/06/2018 17:22:49CET

PINSEQUE (ZARAGOZA), 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

La localidad zaragozana de Pinseque abre esta tarde sus nuevas piscinas municipales, que se ponen en servicio tras cinco años de obras y una inversión de un millón de euros financiada al 60 por ciento por la Diputación de Zaragoza (DPZ).

Las nuevas instalaciones, que se han construido junto al colegio público y el pabellón de deportes, han sido inauguradas por el vicepresidente primero de la DPZ, Martín Llanas.

"Estamos muy satisfechos porque hoy ponemos en marcha un nuevo equipamiento que es fundamental para los vecinos de Pinseque", ha destacado el alcalde del municipio, José Ignacio Andrés. Las piscinas antiguas fueron las primeras de la mancomunidad Bajo Jalón Ebro, pero se habían quedado obsoletas porque se construyeron en los años 70 y desde entonces Pinseque ha pasado de tener 1.200 habitantes a superar los 3.800 vecinos empadronados.

Las obras se iniciaron en el año 2013 en unos terrenos que fueron permutados con el Arzobispado de Zaragoza y se han ejecutado en cinco fases. "Las instalaciones han quedado magníficas, son totalmente accesibles y además tienen un diseño distinto a lo habitual que seguro que va a gustar mucho", ha subrayado el alcalde.

La piscina grande tiene distintas profundidades, una isla central y una forma que combina las líneas rectas con las curvas. Además, permite entrar en el agua por una rampa, lo que la hace totalmente accesible para las personas con discapacidad. Junto a ella está la piscina de chapoteo y alrededor de ambas se extiende la zona verde.

El edificio de vestuarios cuenta con un cambiador masculino y otro femenino totalmente equipados con duchas y aseos. Además, está diseñado para dar servicio a las pistas deportivas que se construyan en las siguientes fases.

Por su parte, el edificio que alberga el bar tiene además una enfermería, una zona de control de accesos y la terraza, que se encuentra elevada y permite tener una vista panorámica de todo el complejo.