La Subdelegación del Gobierno en Teruel pide a los vecinos afectados por los últimos robos que no haya "alarma social"

Actualizado 05/10/2007 21:40:01 CET

TERUEL, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Subdelegación del Gobierno en Teruel pidió hoy tras la Junta de Seguridad Provincial, que tiene lugar varias veces al año, a los vecinos afectados por los últimos robos que no haya "alarma social". En la Junta de Seguridad Provincial han participado representantes de la Policía Nacional, la Guardia Civil y la Fiscalía. Además, en esta ocasión, se ha invitado a la Policía Municipal de Teruel.

La reunión ha tenido lugar en la sede de la Subdelegación del Gobierno en Aragón, y según ha explicado la subdelegada, María Victoria Álvarez, "no es una junta extraordinaria, sino que la hacemos varias veces al año", de forma que acallaba cualquier posibilidad de que tuviera relación con los robos que se han venido produciendo en la provincia.

Al respecto, Álvarez ha afirmado a los medios que "hablar de oleada y de psicosis, con seis robos y dos intentos, sin quitarle importancia, y con toda la cautela, es importante cuantificar". Además, ha apuntado que "tranquiliza saber, que excepto en un caso, que han utilizado un spray, no han hecho daño físico a las personas", pero aún así ha apuntado que "el daño es importante".

Tanto la subdelegada como las Fuerzas de Seguridad han coincidido a la hora de pedir que no haya alarma social y han vuelto a incidir en que Teruel sigue siendo una de las provincias más seguras de España.

De nuevo, se ha vuelto a hacer referencia al dispositivo especial que se ha desplegado por la provincia, para evitar nuevos robos, y esclarecer y detener a los culpables de los que ya se han producido. De momento, se sospecha que se trata del mismo grupo en la mayoría de los casos, y que se pueda trata de un grupo de ciudadanos del Este, que también ha operado en la zona de Valencia.

Aún así, el inspector de la Policía Nacional en Teruel, Domingo Ruipérez, ha hecho un llamamiento a la tranquilidad. "Es muy importante lo que ha sucedido, pero no debe cundir alarma en la población porque nosotros estamos poniendo todos los medios, para que nuestra población pueda disfrutar de tranquilidad".

Por otro lado, Álvarez ha anunciado que entre el 26 de octubre y el 4 de noviembre se va a poner en marcha una operación contra el tráfico minorista y el consumo de droga en locales de diversión, al tiempo que se continúa con la vigilancia en centros escolares, para evitar la compra-venta de estupefacientes.


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies