Un supuesto entrenador y el ganador de carrera Liberty y Medio Maratón de Madrid, detenidos por dopaje

La Policía Nacional detiene a seis atletas en una operación contra el dopaje
POLICÍA NACIONAL
Publicado 21/06/2018 15:01:11CET

MADRID/ZARAGOZA, 21 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha detenido en Madrid, Valencia y Zaragoza a seis atletas de diferente nivel por su supuesta implicación en una trama de dopaje deportivo, en la que traficaban con fármacos para mejorar sus rendimiento deportivo y que conseguían en el extranjero a través de una red muy especializada de contactos.

Entre los detenidos se encuentra Rachid Madij Bildi, marroquí de 42 años, sin antecedentes. Debutó con la selección española de Atletismo en 2010. Ha ganado varias carreras y competiciones y actualmente era preparador físico y se anunciaba como entrenador de Túnez y Holanda, aunque la Policía todavía está pendiente de comprobar si su licencia es auténtica.

También ha sido arrestada su mujer, Malika Asahsah, de 35 años, que también había sido sancionada ya por dopaje. Ganó hace años dos veces la carrera popular de la San Silvestre Salmantina, entre otras competiciones.

El tercer detenido en Calatayud (Zaragoza) es Said Aitadi, también de nacionalidad marroquí y de 35 años. En mayo de 2017 batió el récord de Aragón de maratón y ganó a en cinco ocasiones en el Maratón de Zaragoza en cuatro de ellas de forma consecutiva, entre otras carreras como el Maratón de Soria, según han informado a Europa Press fuentes policiales.

En Madrid se ha procedido a la detención de Gizaw Beleke, que ganó hace unas semanas la carrera Liberty y la IX Carrera HM y en abril la Media Maratón de Madrid y la XVIII edición de la Media de Donostia. Tiene 31 años y es etíope. También ha sido arrestado en Madrid Abebe Mulugete, un atleta principiante de 21 años, que tiene pasaporte italiano y actuaba como 'correo'.

Por último, en Valencia ha sido detenida Fátima Ayachi, originaria de Haddada (Marruecos) y vecina de Paterna de 28 años. Venció este año el Medio maratón de Almería y varias carreras nocturnas en la provincia.

'MODUS OPERANDI'

La investigación comenzó cuando los agentes recibieron diversas informaciones que implicaban a un atleta profesional (Rachid Madij) en una trama de tráfico ilegal de medicamentos y de dopaje en el deportes. Los agentes comprobaron que ejercía como entrenador de atletismo en Calatayud y que habitualmente contactaba con deportistas para realizar intercambios en mano de lo que parecían fármacos.

Además, constataron que su pareja sentimental (Malika) era una deportista de alta competición que se encontraba bajo sanción administrativa durante cuatro años por positivo en dopaje, según ha explicado esta mañana en rueda de prensa el inspector jefe de la Sección de Consumo, Medio Ambiente y Dopaje en el Deporte de la Policía Nacional.

Tras varias gestiones, los policías acreditaron que la organización se dividía en dos grupos en continua conexión. Por un lado, los asentados en Calatayud, la rama marroquí liderada por el entrenador investigado y su novia, y dos atletas profesionales que se encargaban de facilitar los contactos para intercambiar productos dopantes con otros deportistas.

Los agentes comprobaron el alto grado de especialización de la red y el contacto personal entre sus integrantes para pasarse los productos dopantes, siendo Calatayud la base de distribución y venta. Los deportistas se desplazaban en AVE desde Madrid hasta la ciudad zaragozana con el único objetivo de llevar a cabo la compara de fármacos. Muchos eran deportistas de élite internacionales procedentes de Francia.

La rama afincada en Madrid estaba vinculada a un Centro de Alto Rendimiento, aunque de momento no han visto implicación del centro en estas actividades ilícitas. El etíope detenido era encargado de conseguir los medicamentos ilegales para la banda y el joven con pasaporte italiano y de origen etíope también es quien actuaba como correo.

Según han explicado en rueda de prensa el inspector jefe de la Sección de Consumo, Medio Ambiente y Dopaje en el Deporte, Javier Molinera, esta persona viajaba con deportistas a los países antes mencionados. El atleta de élite regresaba antes a España con algunos medicamentos, algo prohibido pero de escasa entidad, mientras que el correo facturaba una maleta cargada de viales y pastillas, posiblemente conseguidos a través de recetas falsas o de algún acto ilícito en las farmacias.

"Los deportistas compiten en toda España para ganar. Lo que le interesa era no competir entre ellos. No buscan la competición limpia, sino cada uno explotaba su mercado de carreras su máximo beneficio", ha resumido el jefe policial.

'ZANAHORIAS' INYECTABLES Y 'GUISANTES' EN PASTILLAS

Los investigados utilizaban un lenguaje propio para identificar los productos, hablando de 'zanahorias' para referirse a los inyectables o 'guisantes' para indicar pastillas o píldoras. Para aprovisionarse de los fármacos dopantes, la red aprovechaba los viajes de deportistas a Marruecos, Francia e Italia para utilizarles como 'correos' y transportar material oculto en sus equipajes.

Una vez analizada toda la información, los policías detuvieron a las seis personas de la red y registraron tres inmuebles en Zaragonza, dos en Madrid y uno en Valencia, donde requisaron medicamentos ilegales como EPO, hormonas del crecimiento, insulina, testosterona, potentes anabolizantes y vitaminas inyectables, además de elementos para autotransfusiones como viales, tubos y algunos bolsas.

La operación ha contado con la instrucción del Juzgado número 2 de Calatayud, a los que la Policía agradece su apoyo y colaboración. Actualmente la investigación policial sigue en curso y el caso está bajo secreto sumarial.

SANCIONES A LOS INTEGRANTES DE LA RED Y ATLETAS DOPADOS

Por su parte, el director de la Agencia Española de Prevención y Salud en el Deporte, José Luis Terreros, ha anunciado que suspenderán las licencias de los deportistas de la red y que se han beneficiado de la misma y trabajaran con las agencias antidopajes extranjeras y con la Federación Internacional de Atletismo para suspender y sancionar a los atletas extranjeros implicados.

Terreros ha destacado también la colaboración con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en España y en otros países para luchar contra el dopaje. También a través de inspecciones y técnicas de laboratorio, "que están mejorando mucho para demostrar cada vez más casos de dopaje".

"España está a la cabeza en esta lucha. Somos el país en que tanto la Policía como la Guardia Civil como los juzgados están siendo muy colaborativos con la nueva legislación, que permite castigar más eficientemente a los que dopan y perseguir a la gente que hacen tráfico de sustancias", ha concluido.

Contador