UGT dice que si se despide a un sólo trabajador municipal será "casus belli"

Empleados municipales se concentran ante las puertas del Ayuntamiento Zaragoza
EUROPA PRESS
Actualizado 13/07/2012 14:11:50 CET

Ranera advierte de que los recortes a los trabajadores municipales detraerán más el consumo CHA insiste en que no haya despidos porque es la condición central por la que apoyan a Belloch

ZARAGOZA, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de la sección sindical de UGT en el Ayuntamiento de Zaragoza, Ignacio Aguar, ha aseverado que "si se despide a un solo trabajador municipal, para nosotros sería 'casus belli' y vamos a luchar porque no se despida absolutamente a ninguno" y ha añadido que "es una línea roja que no estamos dispuestos a atravesar" porque el mantenimiento del empleo es un objetivo "esencial".

Aguar se ha referido de este modo a las medidas que ha adoptado el presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy, que supone la eliminación de la paga extraordinaria de Navidad para los empleados públicos y el aumento de la jornada laboral de 37,5 horas a 40 horas semanales.

Según cálculos del Gobierno de Zaragoza el aumento de la jornada laboral representa el trabajo de "500 personas" y el Ayuntamiento de Zaragoza cuenta con 750 empleados que son interinos o personal laboral.

Aguar ha relatado que en 2010 se recortó el salario un 5 por ciento, que luego se ha congelado y "estamos en una pérdida de poder adquisitivo de alrededor del 10 por ciento" sobre el que se acumula un 7 por ciento de pérdida salarial, que es lo que representa la eliminación de la paga extra de Navidad en el conjunto de la retribución anual. Además, si se aumenta la jornada laboral "calculamos que la pérdida salarial es en torno a los 20 puntos, que en dos años será de 30 puntos".

Tras esta exposición ha aseverado que "de rescate blando nada de nada" para proponer que "casi nos podíamos cambiar por los funcionarios de Portugal o Irlanda que el rescate ha sido menos doloroso para ellos que para nosotros".

En declaraciones a los medios de comunicación durante la concentración que han protagonizado los empleados municipales a las puertas del Ayuntamiento de Zaragoza, ha explicado que se han convocado concentraciones ante las puertas de todas las dependencias municipales para expresar el "rechazo y la indignación" de los empleados públicos por las decisiones que ha adoptado el presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy.

Agua ha calificado de "injustas e ineficaces" estas medidas para señalar que "ni siquiera nos permiten el consuelo de que sirven para algo porque absolutamente equivocadas y no van a servir más que para la recesión económica se agudice y aumente el desempleo".

A su parecer, "pagamos los de siempre, los empleados públicos y los ciudadanos con la subida de impuestos y la pérdida de derechos" para deducir que "ya sabemos quien está pagando la factura del rescate a la banca".

Seguidamente ha anunciado que se programará un calendario de movilizaciones que se darán a conocer próximamente y que se ha limitado a indicar que "serán contundentes".

Aguar ha indicado que las medidas del Gobierno también conllevan una pérdida de derechos sindicales que "es el arma que tenemos los trabajadores para defender las conquistas de muchos años" a lo que se suma un "linchamiento del empleado público como si fuéramos los culpables de la recesión económica".

NO FAVORECE EL CONSUMO

La consejera municipal de Régimen Interior y Participación Ciudadana del Ayuntamiento de Zaragoza, Lola Ranera, ha subrayado que desde el Gobierno municipal "tenemos muy claro que hay que estar en contra de estas medidas porque lo único que hacen es ir en contra de favorecer el consumo".

En declaraciones a los medios de comunicación, Ranera ha apuntado que al quitar la paga extraordinaria de Navidad a los empleados públicos "lo único que se consigue es no consumir en las tiendas e ir en contra del consumo".

Ranera ha emplazado a conocer cómo las medidas anunciadas por el presidente Rajoy se plasman en las leyes correspondientes y "a partir de ahí, desde el Ayuntamiento de Zaragoza vamos a estudiar en qué consisten esas medidas".

MANTENER EMPLEO

El portavoz del grupo municipal de CHA en el Ayuntamiento de Zaragoza, Juan Martín, ha criticado que el PP "va justo en la dirección contraria de lo que creemos en Chunta" y de forma gráfica ha expuesto que el PP "ha decidido que para atravesar el desierto de Gobi es necesario hacerlo sin nada de agua".

Por el contrario, desde CHA se aboga por "reactivar la economía, que los funcionarios públicos tengan dineros suficiente como para poder consumir porque es de los pocos sectores que ahora pueden hacer de agente que active la economía, pero nos encontramos con que lo pagan los de siempre con las medidas de siempre del PP y del PSOE pero con una vuelta de tuerca más y vamos camino de ninguna parte", ha augurado.

En declaraciones a los medios de comunicación, Martín ha incidido en que desde CHA la postura es que "no haya ni un solo despido" para recordar que es la "condición central por la que apoyamos la investidura del alcalde Belloch y la gobernabilidad".

Martín ha explicado que "para hacer lo mismo que hace el PP no apoyamos al equipo de gobierno" y ha valorado que la respuesta del PSOE a las medidas de Rajoy "van por la buena dirección de intentar en la medida de lo posible que no haya ni un solo despido de trabajadores municipales".

Además, ha precisado que en Zaragoza "estamos haciendo cuidados paliativos, no se invierte y no se genera actividad económica, sino que estamos intentando parar el golpe de una de las involuciones sociales más importantes desde la dictadura".