Detenido un trabajador por causar daños por más de 2.000 euros al ser despedido

Publicado 21/06/2016 14:31:26CET

GIJÓN, 21 Jun. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Gijón a un hombre de 36 años, vecino de Onís, que ser despedido de la empresa constructora para la que trabajaba destrozó los azulejos de las cocinas y baños que había colocado. Los desperfectos causados en cuatro viviendas ascienden a más de 2.000 euros.

Según una nota de prensa de la Comisaría gijonesa, la jefa de la obra, que se estaba realizando en el barrio de Viesques, solicitó ayuda a la Policía porque uno de los obreros de una subcontrata que trabajaba en el acondicionamiento del edificio había sido despedido y estaba causando daños en las viviendas. Los agentes comprobaron que los desperfectos habían sido causados en cuatro viviendas de dos inmuebles diferentes.

El hombre argumentó que le habían echado sin haberle pagado esos trabajos y que, en venganza, había deshecho los alicatados de baños y cocinas. Este fue detenido como supuesto autor de un delito de daños.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies