Educación descarta abrir comedores escolares en verano y opta por trabajar para que toda la familia pueda comer

Actualizado 27/06/2014 13:43:41 CET

Ana González recuerda que se flexibilizó la instauración de los bancos de libros de texto y ahora no es obligatorio

GIJÓN, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La consejera de Educación del Principado, Ana González, ha descartado este viernes en Gijón abrir los comedores escolares para atajar el problema de malnutrición en los niños y se ha mostrado más a favor de trabajar con toda la familia para que todos sus miembros puedan comer. Una respuesta al problema que, a su juicio, le parece "más inteligente y adecuada desde una perspectiva social".

González, a respuesta de los periodistas tras la presentación de la Semana Negra, ha incidido en que no se puede admitir la malnutrición infantil, por ninguna razón, pero tampoco a ninguna edad. Es por ello, que ha insistido en intervenir con la familia al completo.

Respecto a las quejas de algunos directores de colegios sobre los bancos de libros, ha reconocido que varios centros han hecho llegar, más que quejas, según ella, su preocupación porque en junio no les iba a dar tiempo a articularlo, por lo que se ha flexibilizado en el sentido de que sea voluntario y no obligatorio como se había pensado inicialmente. "No veo mayor problema", ha añadido.

Dicho esto, ha destacado que mayoritariamente los colegios no dicen que 'no' a los bancos de libros, sino que hay que ver cómo se articula el sistema. Asimismo, ha indicado, por un lado, que no es obligatorio usar libros de texto y algunos centros de hecho no trabajan con ellos, y, por otro, ha abogado por la necesidad de avanzar en la gratuidad de estos.

También ha señalado que algunos centros transmitieron que ya tenían un banco de libros y no ha sido posible compatibilizarlo con el propuesto por la Consejería, a lo que ha recalcado que se ha flexibilizado el sistema y se irá trabajando a lo largo del curso en ello.

González, asimismo, ha explicado que la idea del banco de libros surge a propuesta de algunos centros y asociaciones de padres y madres de alumnos Consejería, teniendo en cuenta que cada año se otorgan ayudas para la compra de estos y de material escolar, que no retorna al sistema educativo.