Fernández (PP), que descarta 'a priori' confluencias electorales, dispuesta a acuerdos postelectorales con Cs y Foro

Publicado 17/05/2018 14:43:16CET

"Asturias no resistiría el dúo Barbón-Ripa", ha advertido sobre un posible pacto PSOE-Podemos

GIJÓN, 17 May. (EUROPA PRESS) -

La presidenta del Partido Popular de Asturias, Mercedes Fernández, ha apostado por ir buscando puntos temáticos de encuentro para llegar a posibles acuerdos postelectorales entre los partidos del centro derecha, encaminados a gobernar la región y los municipios asturianos.

Unas coaliciones, según ella, en las que prime el "sentido común". "Asturias no resistiría el dúo Barbón-Ripa", ha señalado respecto a los líderes en la región de la FSA y Podemos. "Deben tener el ánimo y veracidad de contarlo", les ha retado. Así lo ha señalado, en declaraciones a los medios de comunicación, durante su visita al barrio gijonés de La Arena.

Fernández, referente a Gijón, ha indicado que el objetivo es conseguir que los gijoneses, tras la crisis interna vivida en el partido, confíe en el PP y haya una posibilidad de vertebrar el centro derecha en Gijón con los acuerdos "lógicos y sensatos".

Todo ello para lograr una gran coalición postelectoral para que la ciudad esté gobernada por el centro derecha. En cambio, ha sostenido que hoy por hoy no parece que pueda haber confluencia electoral entre los tres partidos.

Como ejemplo de la temática a abordar conjuntamente por los tres partidos de centro-derecha, ha citado la supresión del impuesto de sucesiones, al que se sumaría a nivel local el de plusvalía, o la gratuidad de las escuelas de 0 a 3 años.

También ha visto un pilar fundamental la educación concertada, a lo que ha dicho esperar que Ciudadanos module su postura sobre este tema. De Ciudadanos ha agradecido, eso sí, que se hayan mostrado por fin en contra de la cooficialidad del asturiano, lo que les permite ir uniendo posturas. Ha remarcado que el PP siempre estuvo en contra de la cooficialidad porque es una obligación que no quiere la inmensa mayoría y no aporta nada, a su juicio. "Asturiano sí, cooficialidad no", ha defendido.

PISTOLETAZO A LA PRECAMPAÑA

Unido a ello, ha incidido en que debe cumplir con el mandato de los afiliados, que pusieron en ella una confianza "importantísima", y que consiste en liderar como presidenta que ganen todas las elecciones posibles. Ha apuntado, asimismo, que el pistoletazo de salida de la precampaña electoral ya lo hicieron con propuestas y presencia en los municipios.

En cuanto a los cabeza de lista electoral, ha reiterado que habrá "renovación y experiencia", para lo que se buscará entremezclar en los porcentajes adecuados los dos conceptos.

Dicho esto, ha recalcado que lo importante son las propuestas y no tanto quién encabece las candidaturas. Ha incidido en que no hay candidatos del PP designados en ninguna ciudad de España, excepto Andalucía porque, según ella, puede haber adelanto electoral.

Es por ello, que ha dejado claro que preocupación "ninguna" al respecto, ya que además cuentan con "buen banquillo". Pese a ello, ha asegurado que habrá buen candidato en todos los municipios, incluidos los tres más importantes de la región.

Ha resaltado, en este sentido, que las encuestas en Gijón son "muy buenas" para el PP. Es más, ha sostenido que el PP sería el más votado en Gijón si las elecciones se celebraran en este día. Una cuestión que supone para el PP una responsabilidad pero también "toda la ilusión del mundo".

Es por ello que han comenzado un recorrido por los municipios asturianos, donde van a presentar de cara a las próximas elecciones una gran idea en cada barrio gijonés, para aunar lo que creen que es una prioridad los vecinos, mientras que en el ámbito autonómico se tratará de implementar estas cuestiones si fueran de competencia regional.

Preguntada por la creación del Área Metropolitana Central de Asturias, ha remarcado que si el PSOE creyera en el proyecto lo hubiera impulsado ya en los primeros 100 días de Gobierno y no ahora en la recta final del mandato. "El tiempo pondrá eso en su sitio", ha apuntado antes de recordar que el PP siempre fue "muy crítico" con el proyecto.