Madrid crea el cargo de director de programación de Artes Escénicas y se lo ofrece al exdirector del Niemeyer

Actualizado 29/02/2012 21:03:35 CET

MADRID, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Madrid ha ofrecido la gestión, coordinación y programación de la mayoría de los teatros y centros culturales municipales al exdirector del Centro Niemeyer de Avilés, Natalio Grueso, a través de la creación de un nuevo cargo de director de programación de Artes Escénicas del Ayuntamiento.

Así lo ha explicado esta tarde el delegado de las Artes, Fernando Villalonga, durante el Consejo de Administración de la empresa pública Madrid, Arte y Cultura (MACSA), según han informado a Europa Press fuentes presentes en esa reunión.

De este modo, una vez que Grueso acepte esta responsabilidad, algo que dan por hecho desde el Ayuntamiento, se hará cargo de la gestión de los teatros municipales Fernando Fernán Gómez, Español, Circo Price, Teatro de Madrid, la Casa de Vacas y las naves del Español. En cambio, el centro Conde Duque, el Matadero y el Medialab serán gestionados a través de un coordinador.

Además, Villalonga ha decidido remodelar la estructura de MACSA, después de que se conociera en los últimos días que una de las decisiones de la anterior delegada de las Artes, Alicia Moreno, fuera la renovación, antes de salida del Consistorio de Alberto Ruiz-Gallardón, de varios altos cargos con elevados sueldos.

En el Consejo de Administración también se ha hecho públicos dos informes en los que se detectan supuestas irregularidades sobre las aludidas prórrogas de contrato y se ha hecho constar que el director del Teatro Español, Mario Gas, cobra algo más de 101.000 euros al año, una cifra superior a la de un concejal presidente, que cobra 91.778 euros.

Este sueldo podría contravenir un acuerdo plenario y la propia legislación municipal, que prohíbe que un director de teatro cobre más que un concejal presidente. "Fue prorrogado su contrato por lo que cobrara anteriormente, pero en estos años ha habido dos bajados a los empleados públicos, que a él no le afectaron, lo que contribuyó a que ahora su sueldo sea superior al de un concejal presidente", han explicado las mismas fuentes.

PREOCUPADOS POR EL RECORTE DE PERSONAL

Por su parte, la concejal socialista Ana García D'Atri, ha afirmado a Europa Press que se siente "muy preocupada" por que estas remodelaciones en las direcciones puedan suponer recortes y despidos de personal, "lo que no sería necesario si se ordenasen los presupuestos del Área de las Aretes en lugar de arbitrar despidos de personal".

Respecto a MACSA, en la misma línea en la que se pronunció ayer en el Pleno del Ayuntamiento de Madrid, D'Atri ha señalado que su Grupo Municipal viene denunciado el modelo de gestión de MACSA "y sus irregularidades en sus actuaciones" desde hace tiempo.

"Ante esa situación, que se ha convertido en insostenible, el nuevo delegado de las Artes ha optado por el borrón y cuenta nueva, removiendo los altos directivos de los teatros y centros culturales madrileños. Para nosotros se trata de enderezar el rubmo de la gestión y poner la cultura al servicio de los madrileños y los medios del Ayuntamiento a disposición de los creadores y las industrias de la cultura", ha señalado la edil socialista.