Seis años de prisión para el acusado de abusar sexualmente de una niña de 13 años

Publicado 18/12/2017 14:35:12CET

OVIEDO, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

El procesado por mantener de forma continuada relaciones sexuales consentidas con una niña de 13 años reconoció hoy el delito y aceptó una condena de seis años de prisión, once de alejamiento, cinco de libertad vigilada y prohibición de desempeñar cualquier profesión u oficio que conlleve un contacto regular y directo con menores durante 13 años.

La Fiscalía del Principado de Asturias solicitaba inicialmente diez años de prisión, pero al procesado se le aplicó la atenuante analógica de reconocimiento de los hechos y la de deficiencia psíquica, ya que informes forenses constataron que padece una deficiencia intelectual que le limitó el entendimiento.

Fue en noviembre de 2014, cuando la niña, que tenía 13 años, inició una relación sentimental con el procesado, por aquel entonces de 32 años. En enero de 2015, contando ella todavía con 13 años, tuvieron su primera relación sexual completa, plenamente consentida por la niña. Desde entonces hasta el inicio del verano de 2015, y desde septiembre de 2015 hasta enero de 2016, continuaron manteniéndolas.

Los hechos fueron considerados constitutivos de un delito continuado de abusos sexuales a menor de 16 años con la atenuante analógica de reconocimiento de los hechos y la de trastorno psíquico.

Además de los seis años de prisión, el procesado asumió la inhabilitación especial para cualquier profesión u oficio, sea o no retribuido, que conlleve contacto regular y directo con menores de edad durante 13 años; la prohibición de aproximación y de comunicación con la niña durante 11 años, que le impedirán acercarse a menos de 300 metros de ella, de su domicilio, de su lugar de trabajo y de cualquier otro que frecuente, así como establecer contacto escrito, verbal o visual con ella por cualquier medio; y el régimen de libertad vigilada durante cinco años, que se ejecutará después de la pena de prisión.