La atención inmediata a un paciente crítico es determinante para su posterior evolución, dice enfermera

Inmaculada Torrijos
UC
Actualizado 03/07/2012 16:33:51 CET

La enfermera de Cuidados Intensivos de Valdecilla, Inmaculada Torrijos, cree que la coordinación de equipos es alta en Cantabria

LAREDO, 3 Jul. (EUROPA PRESS) -

La enfermera de Cuidados Intensivos del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla y especialista en Enfermería Pediátrica, Inmaculada Torrijos, ha afirmado que la atención inmediata a un paciente crítico es determinante para su posterior evolución.

Torrijos dirige el curso 'Atención inicial al niño y adulto en situaciones críticas: pautas y técnicas de atención en Enfermería' que la Universidad de Cantabria (UC) ofrece esta semana en su sede de Laredo, en el que se intenta dar las pautas adecuadas para la atención de un paciente crítico en los primeros minutos, ya que "esa hora dorada puede determinar su posterior evolución".

La enfermera ha destacado que es "esencial" el trabajo en equipo para atender con la máxima celeridad y garantía a una persona en estado de crisis. Por su experiencia, ha destacado la "gran coordinación que existe en Cantabria, donde la cadena de supervivencia está integrada en sus diferentes eslabones gracias a la equipación y formación del personal, la buena dotación en servicios y las últimas tecnologías".

La clave de este alto grado de coordinación es, según ha señalado, el trabajo continuo con las mismas personas, "que todos se conozcan y hayan realizado simulaciones conjuntamente con anterioridad".

Además, ha reivindicado el papel de los psicólogos, "fundamental en situaciones de crisis", y que no se encuentra en la actualidad integrado en el equipo, lo que a menudo obliga a la enfermera a asumir el rol del psicólogo "para tratar de consolar o apoyar a los familiares de las personas que se encuentran en esas situaciones críticas".

El curso realiza una distinción entre las situaciones críticas de los adultos (más enfocadas a problemas cardiacos y traumatismos) y las de los niños (entre los que abundan las intoxicaciones e infecciones respiratorias), ya que estos últimos presentan un componente social añadido por la implicación emocional en el caso de sus padres y entorno.

La intención de la directora es plasmar en el planteamiento y la metodología del curso el ideal de actuación para la atención en emergencias. Para ello, el seminario presenta un carácter multidisciplinar adquirido con las intervenciones de profesionales de distintas ramas, como la Enfermería, la Medicina o la Psicología, además de contar con sesiones teórico-prácticas para que los alumnos pongan en práctica con el material pertinente lo aprendido en el aula.