Liberados en Picos de Europa dos pollos de quebrantahuesos procedentes del Pirineo aragonés

Ejemplar de pollo de quebrantahuesos enjaulado.
DGA
Publicado 08/07/2016 19:18:12CET

ZARAGOZA, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, y la consejera de Desarrollo Rural y Recursos Naturales del Principado de Asturias, María Jesús Álvarez, han procedido a la suelta de dos pollos de quebrantahuesos --Julia y Jana-- dentro de los límites del Parque Nacional de los Picos de Europa. Proceden del Pirineo aragonés.

Estos ejemplares se suman a los otros dos ya liberados la pasada semana --Cares y Vitorina-- a otro que se liberará en breve y a los ocho pollos de años anteriores.

Esta acción de conservación de la rapaz, que está amenazada en toda España, pretende consolidar su reintroducción en la Cordillera Cantábrica y forma parte del proyecto LIFE+ Red Quebrantahuesos de la Unión Europea, en el que Aragón participa de manera relevante.

En la liberación han estado también presentes la directora general de Sostenibilidad de Aragón, Sandra Ortega, el director general de Recursos Naturales de Asturias, Manuel Calvo, y el director de la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos (FCQ), Gerardo Báguena.

Los dos jóvenes quebrantahuesos proceden del rescate de puestas naturales en nidos de las montañas oscenses que se saben inviables por el seguimiento histórico que se realiza de ellos y en los que se ha constatado un reiterado fracaso reproductor.

Así, el pasado invierno cinco huevos fueron recogidos por técnicos y naturalistas del Gobierno de Aragón y de la FCQ y fueron trasladados para su incubación artificial en el Centro de Cría y Rescate del Quebrantahuesos. El centro fue construido hace siete años por el Departamento de Desarrollo Rural y Sostenibilidad en la finca de La Alfranca (Pastriz, Zaragoza) para sacar adelante este proyecto de cesión y cooperación con otras administraciones implicadas en la conservación de la biodiversidad española.

Olona ha destacado que Asturias y Aragón no solo tienen los parques nacionales más antiguos de España, sino también espacios ideales para el quebrantahuesos y la voluntad de recuperar esta especie en peligro de extinción. "Para nosotros es un patrimonio natural, un reservorio genético del que presumimos, pero también es un recurso social, turístico, económico que queremos compartir con espíritu de colaboración, pero también con interés, porque si no expandimos la presencia de la especie, no podemos garantizar su estabilidad", ha señalado.

"ESTRECHA COLABORACIÓN"

Por su parte, la directora general de Sostenibilidad del Gobierno de Aragón ha destacado en este sentido "la estrecha colaboración que existe con distintos agentes y el alto nivel de acuerdos institucionales conseguidos en materia de conservación de la naturaleza para la recuperación de una especie tan emblemática como esta".

"El quebrantahuesos simboliza la salud de los ecosistemas de alta montaña y a su vez se convierte tanto en los Pirineos como en los Picos de Europa en una herramienta más que facilita el desarrollo rural de zonas remotas de nuestro país", ha añadido.

El proyecto de reintroducción del quebrantahuesos en los Picos de Europa comenzó a dar sus primeros pasos en el año 2005 y es ahora cuando está aportando resultados exitosos que se materializan en la presencia de seis ejemplares de manera fija en las montañas asturianas, cinco de ellos procedentes de sueltas efectuadas en años anteriores y uno más, llamado Casanova, que ha llegado desde los Pirineos de forma natural y que incluso ha formado pareja reproductora con una de las hembras liberadas dentro de este programa conservacionista. "Hicieron nido hace dos años, pero por el momento no han sacado aún adelante ninguna puesta", ha explicado Gerardo Báguena.

En el pasado el quebrantahuesos estuvo presente en todos los macizos montañosos de la Península Ibérica, pero en la actualidad sólo posee una población reproductora en los Pirineos de Navarra, Aragón y Cataluña. Esta situación llevó al animal a ser catalogado como especie en peligro de extinción en todo el país y a promover acciones para la recuperación de sus poblaciones silvestres.

En el año 2005, y dentro del marco del Plan de Recuperación del Quebrantahuesos en Aragón, el Gobierno de Aragón junto a la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos, el Ministerio de Medio Ambiente, el Principado de Asturias, Cantabria y la Junta de Castilla y León promueven un primer acuerdo de colaboración en materia de conservación y gestión del medio natural que establece la posibilidad de emplear técnicas de reintroducción del quebrantahuesos en la Cordillera Cantábrica.

Tras la construcción en 2009 por parte del Gobierno de Aragón del Centro de Cría y Rescate del Quebrantahuesos y con el apoyo económico de la Comisión Europea se puso en marcha un proyecto LIFE+ Red Quebrantahuesos, que pretende recuperar la población extinta de esta rapaz en el Parque Nacional de los Picos de Europa a partir de la cesión de ejemplares recuperados en situación de riesgo en el Pirineo Aragonés.

Hasta la fecha y gracias a este programa de colaboración que es ya una referencia de ámbito nacional se han recuperado, criado y liberado en los Picos de Europa ocho ejemplares de quebrantahuesos. A lo largo de 2016 se van a liberar un total de 5 pollos más (cuatro hasta el día de hoy) y ello dará lugar a un contingente de 13 individuos destinados a constituir el núcleo fundador de la nueva población de quebrantahuesos del occidente de España.

Cantabria sostenible ofrecido por
Cantabria Sostenible
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies