UIMP.- Embajador francés en España aboga por una regulación internacional para frenar la propaganda yihadista

 

UIMP.- Embajador francés en España aboga por una regulación internacional para frenar la propaganda yihadista

Jerôme Bonnafont
UIMP
Publicado 08/07/2015 19:09:27CET

"Seguro que el inventor de Facebook nunca pensó que Facebook podría servir para reclutar a quienes han asesinado en Palmira", dice

SANTANDER, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El embajador de Francia en España, Jérôme Bonnafont, ha reivindicado este miércoles en Santander la necesidad de una regulación a nivel internacional para dismuir la propaganda yihadista, como la de Estado Islámico, en internet y las redes sociales.

Durante su charla sobre las ciberamanazas del yihadismo en un encuentro sobre este tipo de terrorismo que se está celebrando esta semana en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) de Santander, Bonnafont ha afirmado que compañías como Facebook, Google o Youtube "no quieren intervenir en sus contenidos" para salvaguardar la libertad de sus usuarios.

"Hay un diálogo muy duro entre los que creen que se debe permitir la existencia del tráfico de este tipo de información y los que creen, como nosotros, que se debe regular a nivel internacional para disminuir este tipo de información", ha explicado el embajador, que ha criticado que "en nombre de la libertad se autorices cosas que los inventores de estas redes nunca hubieran creído posible".

"Seguro que el inventor de Facebook nunca pensó que Facebook podría servir para reclutar a quienes han matado en Palmira, ha aseverado Bonnafont, que ha señalado que este tipo de contenidos no son informaciones clásicas, sino "de guerra" y "nunca antes" permitidas en nuestras sociedades.

El embajador ha explicado que Francia "ha intentado convencer" a las empresas de internet de que "es mejor colaborar que enfrentarse al Estado francés" en la lucha contra la propoaganda cibernética del Estado Islámico (EI), también conocido como DAESH, liderado por Abu Bajr Al Baghdadi y que hace poco más de un año proclamó la creación del Califato Islámico.

Bonnafont ha pronosticado que el debate entre permitir o prohibir la propaganda yihadista en redes sociales "va a continuar" porque "hay asociaciones de internautas que critican mucho" la legislación francesa sobre seguridad e investigación en Internet, "mientras que otros consideran que es perfectamente legítimo poner en marcha este tipo de medidas".

"Este es un debate que continuará, pero hay que saber de lo que hablamos porque en estas páginas se muestran las imágenes de ejecuciones en Palmira", ha indicado el embajador, que las ha puesto como ejemplo del tipo de contenidos que se emiten.

Y ha incidido en que las redes sociales y las nuevas tecnologías "permiten a las redes criminales preparar atentados terroristas, robar y destruir".

A este respecto, ha proclamado que "hace varios años que Francia tiene en cuenta los nuevos peligros de las ciberamenazas", pero ha opinado que "un solo país" no puede lograr combatirlos, por lo que ha pedido la colaboración de la comunidad internacional "para tener los medios necesarios en la lucha contra el yihadismo".

En esta tarea, Bonnafont ha considerado "imprescindible" reforzar la seguridad industrial en materia de defensa, ya que ha advertido de que "las bombas lógicas pueden poner en peligro hasta la economía de un país".

CONTRARIO A LA "PROPAGANDA DE ESTADO" EN LAS ESCUELAS

También ha hecho referencia en su intervención inicial, así como respondiendo a preguntas del público asistente, a la capacidad del yihadismo de atraer a jóvenes europeos desencantados con los valores democráticos de Occidente y, en el caso de Francia, de los valores "republicanos y laicos". Y también sobre la posibilidad de "castigar" a los padres que enseñan valores islámicos a sus hijos.

En este sentido, ha reivindicado que "no se puede prohibir que los padres enseñen a los niños una fe, una filosofía o unas ideas políticas" determinadas y se ha mostrado contrario a la "propaganda de Estado".

Así, ha considerado que "sería una locura restringir esta libertad en nombre de la lucha contra el yihadismo" y ha abogado por "prohibir el proselitismo violento, el recurso a las armas, a la hostilidad activa contra los otros".

"Aquí viene lo que esperamos de la escuela pública, que no tiene que enseñar a los niños lo que tienen que creer en materia religiosa, política o religiosa, sino cuál es nuestra Constitución y cuáles son nuestros valores fundamentales, y lo que no tienen que hacer a los que son diferentes", ha dicho.

El embajador ha subrayado que la escuela republicana "no debe hacer propaganda, sino enseñar un espíritu crítico, a ser un ciudadano capaz de debatir". "Este es el desafío de una sociedad mucho más plural que antes y que será plural en el futuro", ha zanjado.

Tras recordar que Francia ha vivido "épocas de fe obligatoria", ha señalado que el país galo "no quiere" que el Estado se convierta en una h"erramienta de propaganda de una red particular".

Aunque ha reconocido que "todas estas no son respuestas claras ni sencillas porque la situación no es simple", cree que "lo que parece claro" es que al mismo tiempo que se lucha "firmemente" contra los terroristas hay que mostrar a la comunidad musulmana de Francia que "está para quedarse y sentirse bien" y que "tienen que comprender cuáles son los principios de convivencia pacífica con los judíos, los católicos, los protestantes, los ateos y los demás".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies