Arasti espera Teka y trabajadores den "una oportunidad a la negociación" e intenten llegar a una solución

Eduardo Arasti
EUROPA PRESS
Actualizado 29/02/2012 13:16:16 CET

B3 Cable traslada al consejero que tiene un "plan" para hacer "viable" la fábrica de Maliaño

SANTANDER, 29 Feb. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Eduardo Arasti, ha manifestado este miércoles que espera que la dirección de Teka y los trabajadores de la fábrica de Santander den "una oportunidad a la negociación" e intenten llegar a "un solución aceptable" para ambas partes.

No obstante, el consejero ha considerado que las negociaciones entre la dirección de Teka y el comité de empresa "no son fáciles, son complicadas".

Pese a ello ha opinado que en las negociaciones de expedientes de regulación de empleo (ERE) "al principio suele haber más desencuentros que encuentros, pero finalmente se suele llegar a un acuerdo".

Así lo ha indicado Arasti, a preguntas de la prensa, antes de presidir la presentación del proyecto de calidad ambiental para el sector del transporte, en la Estación de Autobuses de Santander.

La multinacional Teka ha presentado un ERE de extinción de empleo para 198 de los 420 trabajadores de la planta de Cajo, y por el momento dirección y sindicatos no han alcanzado un acuerdo, por lo que el Ejecutivo está intentando "catalizar" las posiciones de ambas partes, una intermediación que también está llevando a cabo con la empresa B3 Cable.

Sobre ésta última, Arasti ha señalado que la empresa le ha trasmitido que "tiene un plan para que la empresa sea viable en Cantabria", aunque para ello la fábrica de Maliaño tiene que "pasar por una serie de ajustes", como es el ERE que afecta a 130 operarios y que, en estos momentos, negocian dirección y sindicatos.

El consejero ha considerado que tanto situación Teka como de B3 Cable se debe a la coyuntura económica regional y nacional, algo que ha considerado que es "consecuencia de no haber tomado medidas cuando se tenían que haber tomado".

"Cuando calificaban de antipatriotas a los que decían que la situación no era buena, que no iba bien, y que, por lo tanto, había que tomar medidas, ese era el momento de haber tomado medidas para evitar lo que está sucediendo ahora", ha reprochado al Gobierno central del PSOE.

Además, Arasti ha opinado que "la mejor situación posible" sería que "no existiera ningún ERE en la comunidad", pero que "la situación es complicada y difícil" y no hay otra solución que ambas empresas, Teka y B3 Cable, "negocien entre las partes".