Cantabria debe realizar una retención adicional al presupuesto de 70,5 millones de euros para la aprobación de su plan

Actualizado 28/04/2011 15:12:41 CET

SANTANDER, 28 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno central considera que Cantabria no va a cumplir en su totalidad sus previsiones de ingresos al margen de la reforma fiscal, por lo que la Comunidad tiene que llevar a cabo una retención adicional al presupuesto previsto para este ejercicio por valor de 70,5 millones de euros para asegurarse el cumplimiento del objetivo de estabilidad y la consiguiente aprobación del plan de reequilibrio económico-financiero.

De esta cantidad, 20 millones se van a retener del capítulo dos de gasto corriente (10,5 de gasto farmacéutico hospitalario y 9,5 de ahorro de la Administración general, salvo el Servicio Cántabro de Salud y la Consejería de Educación), y los 50,5 millones restantes del sector público empresarial.

En concreto, en este último, se retienen 17,5 millones de euros para gasto corriente y 33 millones para inversiones.

Así lo ha explicado este jueves el consejero de Economía y Hacienda, Ángel Agudo, que ha informado en rueda de prensa sobre la reunión de ayer del Consejo de Política Fiscal y Financiera, que autorizó a Cantabria a ampliar su deuda en 300 millones de euros, el Ejecutivo regional y la Administración General del Estado mantienen una "discrepancia" en relación con estos ingresos.

Así, mientras el Ministerio de Economía considera que este capítulo no se va a cumplir "en su totalidad", el Gobierno cántabro opina que sí, dado que en lo que va de año se "está incrementando" la recaudación de la actividad económica y porque la Agencia Tributaria de la Comunidad va a tener una capacidad de gestión de expedientes de años anteriores que también va a permitir aumentar la recaudación y alcanzar el objetivo de ingresos previsto.

Pero pese a creerlo así, el Ejecutivo cántbaro, en un "ejercicio de prudencia y responsabilidad", según Agudo, y "teniendo en cuenta lo que nos estábamos jugando", ha planteado, para contemplar este aspecto, cumplir el objetivo de estabilidad y que se apruebe su plan de reequilibrio, dicha retención de 70,5 millones de euros.

Una retención que se liberará en su totalidad si se cumplen las previsiones de recaudación del Gobierno regional, pero que hay que tener prevista en este momento para garantizar que el objetivo de déficit del 1,3% del PIB se va a cumplir, ha explicado el consejero.

Ha añadido que, a partir de ahí el Ministerio de Economía autorizará a la Comunidad al endeudamiento previsto en el presupuesto y por tanto se podrá financiar la totalidad del mismo.

"De no hacer esto, no tendríamos autorización para endeudarnos y perderiamos ingresos por valor de 300 millones de euros", ha recalcado Agudo, quien ha señalado que, "en términos económicos, nos compensa bastante".

El consejero ha destacado que la aprobación del plan de reequilibrio económico-financiero de la comunidad demuestra que Cantabria está en el "pelotón de cabeza".

Por su parte, la vicepresidenta regional, Dolores Gorostiaga, ha destacado que de no haberse aprobado el plan, a Cantabria le hubiese supuesto un recorte presupuestario de 300 millones de euros para este año.

((Habrá ampliación))