Cantabria registró 22.321 donaciones de sangre en 2016 y una tasa superior a la media

Donación De Sangre
CONSORCIO
Publicado 13/06/2017 14:25:22CET

SANTANDER, 13 Jun. (EUROPA PRESS) -

Cantabria ha registrado 22.321 donaciones de sangre en 2016, lo que supone 40,1 por mil habitantes, superior a la tasa de donación de España, que está en torno a 36,7, según datos de la Consejería de Sanidad, que se suma mañana, día 14, a la conmemoración del Día Mundial del Donante de Sangre con el objetivo de concienciar sobre la necesidad de disponer de sangre y productos sanguíneos seguros.

También se pretende reconocer y agradecer el importante papel que los donantes de sangre desempeñan en la sanidad mundial con su actuación voluntaria y altruista que permite salvar vidas, ha indicado el Gobierno de Cantabria en un comunicado.

Bajo el lema 'Dona sangre, dona ahora, dona a menudo', la campaña de este año se centra en fomentar la donación durante las situaciones de emergencia.

Promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Sociedad Internacional de Transfusión Sanguínea, la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, y la Federación Internacional de Organizaciones de Donantes de Sangre, este año se ha elegido Vietnam, concretamente a la ciudad de Hanoi, como sede internacional de las principales celebraciones.

Por su parte la Consejería de Sanidad, a través del Banco de Sangre y Tejidos de Cantabria y con la colaboración especial de la Asociación Buscando Sonrisas, ha organizado una colecta de donación de sangre muy especial que tendrá lugar mañana en la Plaza de Pombo de Santander de 10.00 a 14.00 horas y de 16.00 a 20.30 horas. También están previstas diversas actividades para agradecer a todos los donantes de Cantabria su altruista labor.

Además, promovido por Fundaspe (Fundación para el Fomento Global de la Donación Altruista de España) tendrá lugar en Madrid un acto de reconocimiento y homenaje a todos aquellos donantes de sangre que han alcanzado más de 75 donaciones (hombres) o 60 donaciones (mujeres) a lo largo de 2016. Entre ellos se encuentran 50 cántabros (22 hombres y 17 mujeres).

Como ha explicado el director del Banco de Sangre y Tejidos de Cantabria, el doctor José Luis Arroyo, la sangre es un recurso importante en todos los tratamientos programados y en las intervenciones urgentes, permite aumentar la esperanza y la calidad de vida de los pacientes con enfermedades potencialmente mortales y llevar a cabo procedimientos médicos y quirúrgicos complejos.

También ha recordado que la sangre es fundamental para tratar a los heridos durante urgencias de todo tipo (desastres naturales, accidentes, conflictos armados, etcétera) y cumple una función esencial en la atención materna y perinatal.

"Un servicio de transfusión que dé a los pacientes acceso a sangre y productos sanguíneos inocuos en cantidad suficiente es un componente fundamental de todo sistema de salud eficaz", ha destacado.

En relación con el lema de este año 'Dona sangre, dona ahora, dona a menudo', el doctor Arroyo ha señalado que en la última década los desastres naturales han provocado más de un millón de víctimas mortales, mientras que las personas afectadas anualmente por emergencias superan los 250 millones.

En este sentido ha indicado que los desastres naturales, como terremotos, inundaciones y tormentas, conllevan necesidades considerables de atención médica de urgencia, mientras que destruyen con frecuencia instalaciones sanitarias vitales.

A estas situaciones ha añadido los desastres de origen humano, como accidentes de tránsito y conflictos armados, que generan también una mayor demanda de atención de salud y necesidades de tratamiento inmediato.

El doctor Arroyo ha precisado que las transfusiones sanguíneas son un componente esencial de la atención médica de urgencia, que se hacen más difíciles y complejas en situaciones de emergencia. Ha asegurado que un suministro adecuado de sangre durante las emergencias exige un servicio de transfusiones bien organizado, lo que solo puede garantizarse con la colaboración de toda la comunidad y con una población donante que se comprometa a hacer donaciones voluntarias no remuneradas a lo largo del año.

El año pasado, España registró 1,7 millones de donaciones, que ascendieron a 112,5 millones en todo el mundo. El 47% de las donaciones mundiales corresponde a países que representan el 19% de la población.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies