CC.OO. denuncia el "abuso" de la subcontratación de empresas extranjeras en la construcción y exige que se cumpla la ley

Pisos en construcción en el barrio de Varea
AYUNTAMIENTO DE LOGROÑO
Actualizado 22/10/2010 16:16:45 CET

Apela a la "responsabilidad social" de las grandes empresas y pide que "todos" los trabajadores estén en "pie de igualdad"

SANTANDER, 22 Oct. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de la Federación de Construcción, Madera y Afines (Fecoma) de CC.OO. de Cantabria, Damián García Carmona, ha denunciado el "abuso" de la subcontratación de empresas extranjeras en el sector de la construcción en la región, "con mano de obra más barata", que "incumplen" la ley al "traer" únicamente los trabajadores pero no los medios técnicos y productivos como exige la normativa.

Según ha explicado García Carmona este viernes en rueda de prensa, en la actualidad hay alrededor de 1.000 trabajadores extranjeros en la construcción en Cantabria, fundamentalmente portugueses, "que en muchos casos trabajan más 12 horas al día, incluidos domingos y fiestas de guardar".

"No queremos criminalizar, demonizar ni satanizar a nuestros compañeros trabajadores extranjeros, sino simplemente exigir que se cumpla el convenio del sector y la ley que regula la subcontratación para que todos los trabajadores, con independencia de su procedencia, estén en pie de igualdad", ha puntualizado.

Aunque ha reconocido que esta cifra es "muy variable", el dirigente de CC.OO. ha asegurado que en la "escasa" actividad que actualmente presenta el sector, que ha calificado de "residual" o "testimonial", el porcentaje de trabajadores extranjeros es "altísimo".

Así, ha precisado que en la obra del Centro de Proceso de Datos del Banco Santander, una de las que cuenta con "mayor" demanda de mano de obra de la actualidad, 76 de los 93 trabajadores contratados son "portugueses", según figura en el libro de subcontratación con fecha de hace un mes, lo que supone que "ocho de cada diez ocupados" son de esta nacionalidad.

Tras destacar que otras obras en marcha, como las de construcción residencial en la zona de Nueva Montaña o el Parque Científico y Tecnológico, "también presentan porcentajes de subcontratación de mano de obra extranjera por encima del 50 por ciento", García Carmona ha asegurado que "no se trata de un fenómeno de ahora" ya que otras obras como la Autovía de la Meseta, la Universidad Pontifica de Comillas o la construcción del parque residencial de hace años "ya utilizaban a trabajadores extranjeros".

En su opinión, lo que diferencia este momento del anterior es que en la actualidad el panorama del sector en Cantabria es "desolador", con 8.291 personas desempleadas en septiembre frente a las 2.531 que se registraban hace tres años, lo que representa un 227 por ciento de incremento.

UNA CUESTIÓN DE COSTES

Para el secretario general de FECOMA, "lo más preocupante" es que este "abuso" en la subcontratación de empresas extranjeras "no descansa en criterios tecnológicos ni de calidad, sino sólo de costes económicos", ya que las empresas portuguesas "no tienen la obligación de cotizar en España hasta que no sobrepasan el año de prestación de servicios para la obra que fueron contratadas".

En este sentido, ha explicado "que si el precio de un oficial de primera en Cantabria, aplicándole el convenio, más los costes de la Seguridad Social y el beneficio empresarial está en torno a 17 euros/hora, el de un trabajador portugués, exento de cotizar en España, ronda los 9/10 euros/hora".

Por todo ello, ha apelado a la "responsabilidad social" de las grandes empresas de la construcción, que son las que subcontratan y de este modo hacen la "competencia desleal" a las pequeñas y medianas empresas.

Por último, ha insistido en que su mensaje "no es en absoluto xenófobo", y sí en cambio "muy claro" para que las empresas "que tiene que subcontratar, lo hagan, pero cumpliendo la ley y pagando lo mismo a todos sus trabajadores".