Cinco detenidos por cargar 3.000 ? de gastos en un club de alterne en la tarjeta de un cliente

Actualizado 06/08/2010 17:09:51 CET

Tres de los arrestados son empleados del club y la tarjeta fue utilizada en diez ocasiones

SANTANDER, 6 Ago. (EUROPA PRESS) -

Efectivos del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Torrelavega han detenido cinco personas, tres de ellos empleados de un club de alterne de la región, a los que se les acusa de un supuesto delito de hurto de casi 3.000 euros, por hacer uso de la tarjeta bancaria de un cliente sin su consentimiento.

Las detenciones se han llevado a cabo entre el pasado día 30 de julio y hasta el 4 de agosto, después de que la Guardia Civil tuviera conocimiento de que en la noche del pasado 18 de julio, a un cliente del mencionado club y sin su consentimiento, le habían hecho uso en el establecimiento, y en diez ocasiones, de la tarjeta bancaria que tenía, ascendiendo el cargo a un total de 2.900 euros.

Los agentes encargados de las pesquisas, pertenecientes al equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Torrelavega, pudieron verificar que, efectivamente, los cargos se habían hecho en el mismo establecimiento y que junto con la tarjeta le habían dejado los comprobantes del uso de la misma, por lo que suponen que alguien se apoderó de ella mientras su propietario estaba en el local.

En estos comprobantes y en el apartado de la firma de autorización del gasto por el titular de la tarjeta, los guardias civiles pudieron ver que los mismos habían sido firmados por diferentes personas.

DETENCIONES

Ante tales evidencias y otros datos conseguidos a lo largo de la investigación, a la una de la madrugada del pasado 30 de julio se procedió a la detención de Y.M.V. y M.E.G.R., ambas naturales de la República Dominicana, y el mismo día por la mañana se detuvo a J.G.F.B., español, acusados todos ellos por supuesto delito de hurto.

Además a estas personas se les imputa otro presunto delito de falsedad documental, al suponer los investigadores que eran los que firmaron los recibos. El último detenido es empleado del establecimiento.

Ante el convencimiento de que estas personas no eran las únicas que supuestamente habían participado en los hechos, se continuaron las pesquisas que dieron como resultado que en la tarde del día 3 de agosto se detuviera a M.L.L., natural de Rumanía, y en la mañana del día siguiente a S.M.R.R., natural de la República Dominicana, a los que se les acusa de igual forma de supuesto delito de hurto. Estas dos personas también son empleados del establecimiento.

.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies