Defensa dice que España tiene "un compromiso importante" en la formación de las Fuerzas de Seguridad afganas

Juan Carlos Villamía
UIMP
Actualizado 20/07/2010 21:49:45 CET

Para frenar la piratería no sólo son necesarias las acciones en alta mar, sino también intervenciones de "prevención y formación

SANTANDER, 20 Jul. (EUROPA PRESS) -

El director general de Política de Defensa del Ministerio de Defensa, Juan Carlos Villamía, ha asegurado este martes en Santander que España tiene "un compromiso importante" en la formación de las Fuerzas de Seguridad afganas para que "puedan garantizar por sí mismas la seguridad de su país cuanto antes".

La contribución española a la Política Común de Seguridad y Defensa es el tema de la conferencia que impartió Villamía en el seminario 'El Tratado de Lisboa, año I: el papel de la Unión Europea en un mundo globalizado', que organiza la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) en colaboración con el Instituto de Estudios Estratégicos (IEEE) y el Ministerio de Defensa.

"España ha participado desde el inicio, tomando parte de las instituciones, aportando capacidades propias y participando en las operaciones que la UE lleva a cabo en el exterior", explicó el militar.

En este campo se enmarca la Operación Atalanta contra la piratería en Somalia. El teniente general apuntó que, para frenar a los piratas, no sólo son necesarias las acciones en alta mar, sino también intervenciones de "prevención y formación". Por tanto, destacó que bajo la Presidencia española de la UE se puso en marcha "una nueva misión de entrenamiento de militares somalíes en Uganda, que pretende formarles y adiestrarles para aumentar la seguridad en tierra".

La creciente participación de los militares españoles en misiones internacionales ha requerido una modernización del equipamiento y carros de combate para mejorar su protección. De hecho, Villamía aseguró que "la seguridad es el sector en el que se invierten más recursos", como por ejemplo los vehículos Lince y los RG-31, que han sido considerados los "más adecuados" para desarrollar la misión.

Sobre la reforma de la educación militar, Villamía indicó que "se ha optado por integrar el modelo de enseñanza del Ejército en el sistema educativo general", para que el "nuevo modelo de militar profesional pueda disponer de una titulación de Grado adaptada al Sistema de Bolonia y, además, desarrollar las características propias de un militar".

La "disciplina", la "disponibilidad permanente" y la "obligatoriedad de asistencia a clase" son algunas de las características de esta enseñanza que, según el responsable de Política de Defensa, aportan "valor añadido" y garantizan el aprovechamiento de la misma. De esta forma, "lo que se busca para el militar del futuro es una formación técnica, académica y militar que resalte el liderazgo", una cualidad "necesaria y absolutamente imprescindible".

Por otro lado, este militar señaló que la incorporación de la mujer al Ejército ha sido "exitosa" y que España es "uno de los pocos países" en los que ésta puede acceder "a todas las especialidades". "El rendimiento es igual que el de los hombres", especificó desde su experiencia en el mando.

Además, respecto a las políticas de conciliación de la vida familiar y profesional Villamía subrayó la "peculiaridad de la disponibilidad permanente para el servicio" que tienen los miembros de las Fuerzas Armadas, pero recalcó que "cualquier desarrollo que se adopte en este campo será beneficioso".

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies