El Gobierno de Cantabria mantiene un dispositivo especial ante la alerta por nieve

Actualizado 22/01/2007 13:10:54 CET

La Consejería de Presidencia recomienda precaución en la región ante la probabilidad de que se acumulen hasta quince centímetros de nieve

SANTANDER, 22 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Consejería de Presidencia, Ordenación del Territorio y Urbanismo del Gobierno de Cantabria mantiene para los próximos días los recursos humanos disponibles ante la alerta por nieve en la que se encuentra la región.

De este modo, tanto los agentes de los cuatro parques de emergencias del Gobierno de Cantabria (Laredo, Valdáliga, Reinosa y Tama) como el personal del teléfono 112, se encuentran en posición de alerta y preparados ante las incidencias que se puedan producir en la región ante este temporal. Este dispositivo especial por el riesgo medio de incidentes se mantendrá hasta que remitan los fenómenos adversos.

Para hoy, la Dirección General de Servicios y Protección Civil del Gobierno de Cantabria recomienda precaución en la región, ante la probabilidad de que se acumulen hasta quince centímetros de nieve, durante 24 horas, en cotas medias y altas.

Según informa el Instituto Nacional de Meteorología, el fenómeno ha comenzado a las 00:00 horas de hoy, y finalizará, inicialmente, a las 00:00 horas del miércoles, día 24 de enero, lo que mantendrá a la región en la alerta naranja por nieve (riesgo medio de incidentes).

Ante esta situación y para evitar riesgos innecesarios, la Dirección General de Servicios y Protección Civil del Ejecutivo cántabro recomienda a los ciudadanos solicitar información previa del estado de las carreteras y de la situación meteorológica, y evitar el viaje en coche siempre que no sea necesario, utilizando, a ser posible, el transporte público.

Si es imprescindible realizar el viaje, se aconseja llevar el depósito de combustible lleno, cadenas, ropa de abrigo, comida y teléfono móvil, y prestar especial atención a las zonas donde puedan aparecer placas de hielo.

En caso de quedar bloqueado, se recomienda permanecer en el interior del vehículo y mantenerlo con las luces encendidas, el motor en marcha y la calefacción puesta, renovando cada cierto tiempo el aire y comprobando que la salida del tubo de escape permanece libre.

Finalmente, se sugiere no emplear el teléfono abusivamente; seguir la evolución meteorológica a través de los medios de comunicación locales, y utilizar el teléfono únicamente para comunicar situaciones de riesgo o de emergencia.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies