Herido un joven que se tiró al mar desde 15 metros del faro de Santoña

Actualizado 09/08/2018 9:04:52 CET

El helicóptero del Gobierno evacua también a un peregrino ileso de los acantilados de San Julian

SANTANDER, 9 Ago. (EUROPA PRESS) -

El equipo del helicóptero medicalizado del Gobierno de Cantabria ha evacuado a última hora de la tarde del miércoles a un joven de 18 años, vecino de Vizcaya, del faro del Caballo de Santoña. El chico cayó 15 metros y presenta un traumatismo lumbar y costal, a la espera de determinar su alcance tras el examen hospitalario.

La víctima, que se encontraba con un grupo, se tiró al mar desde una pequeña plataforma situada debajo de la explanada del faro. Una mala caída contra el agua, desde unos 15 metros de altura, con marea baja, le provocó un fuerte dolor que, una vez que consiguió salir del agua, le impedía moverse del lugar en el que se encontraba.

El Centro de Gestión de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria recibió el aviso del incidente minutos antes de las 20.00 horas del miércoles. Para acudir en su ayuda se movilizó al equipo de rescate helitransportado del Ejecutivo, dada la complejidad del terreno con 700 escalones de ascenso por tierra o evacuación por mar.

A la llegada del helicóptero descendieron hasta el herido, mediante una operación de grúa, un técnico de rescate del Gobierno y el médico, que le procuraron una primera atención de urgencia, le inmovilizaron en un colchón de vacío, y le aseguraron en la camilla en la que le izaron a la aeronave, siguiendo el mismo procedimiento que en el descenso.

El afectado fue evacuado, bajo supervisión médica, hasta el aeropuerto de Seve Ballesteros, donde esperaba una ambulancia del 061 que llevó hasta el Hospital Universitario Marqués de Valdecilla.

PEREGRINO PERDIDO

Además, el 112 recibió este miércoles una nueva llamada minutos antes de las 21.20 horas que requería de la intervención del helicóptero.

En este caso, cayendo la noche, un peregrino que hacía el Camino de Santiago por la costa dio aviso de que se encontraba perdido en una zona de difícil acceso de los acantilados de San Julián, ubicados en Liendo.

Para evitar que pudiera sufrir un accidente intentando abandonar el lugar en el que se encontraba en completa oscuridad o que pasara la noche solo y a la intemperie en una zona acantilada con avisos por lluvia y costeros activados para la madrugada, se movilizó al equipo de rescate helitransportado.

A solicitud del 112, el afectado envió su ubicación por WhatsApp, por lo que su localización fue rápida.

Con el helicóptero en el lugar descendió hasta el hombre, de 61 años y vecino de Pamplona, un técnico de rescate del Gobierno que comprobó que su estado era bueno y le izó a la aeronave mediante una operación de grúa.

El hombre, que no ha requerido asistencia sanitaria, fue evacuado a Santander.

Contador