Iberia pide "sentido común" a los pilotos ante posibles huelgas en verano

 

Iberia pide "sentido común" a los pilotos ante posibles huelgas en verano

Aviones de Iberia en Barajas
EUROPA PRESS
Actualizado 17/06/2013 20:01:59 CET

Lamenta que sindicatos del sector tengan tanta "capacidad de coacción", porque "pueden parar un país"

SANTANDER, 17 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Iberia, Antonio Vázquez, ha asegurado que los negociadores de la compañía en el conflicto sobre el nuevo convenio colectivo de los pilotos "se están dejando el alma" para lograr un acuerdo definitivo que despeje cualquier posibilidad de nuevas huelgas del colectivo en el futuro y que permita a la compañía "rehacerse".

Ante la posibilidad de que se puedan producir nuevos paros durante el periodo estival, Vázquez ha apelado al "sentido común" del Sepla para que "no haya distorsiones que afecten al consumidor en una temporada como es la de verano".

Vázquez ha asegurado que hay "una voluntad" por parte de la empresa de "ir más allá", hacia un horizonte de relaciones laborales "de tres o cuatro años", que permita a la compañía "rehacerse" sin tener que estar pendiente de "si hay huelga la semana que viene", ha señalado durante su participación en la jornada inicial de los cursos que organiza la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) y la Asociación de Periodistas de Prensa Económica (Apie), patrocinados por BBVA.

No obstante, Vázquez no ha escondido que para ello, la apuesta de la compañía es "adaptar la realidad laboral a la del mercado", y ha reconocido que ello conlleva una "dureza adicional" por cuanto se unen en este proceso una doble crisis, la de la compañía y la de la economía española. Pero ha insistido en que a la compañía "no le queda más remedio".

El presidente de Iberia ha asegurado que el proceso de negociación de convenios con los diferentes colectivos de la compañía están "avanzados".

Así, Vázquez ha recordado que tras el acuerdo de mediación vigente con los pilotos, se ha planteado una reducción salarial del 11% para el personal de tierra y del 14% para el colectivo de vuelo, a lo que se suma una reducción del 4% "que tiene que ver con la productividad ante un escenario de no llegar a un acuerdo". Sobre ello, ha asegurado que "la compañía estaría encantada de no tener que hacerlo".

Dicho esto, el también presidente de IAG ha criticado que las aerolíneas europeas como la suya tengan problemas para avanzar por la presión "proteccionista" que ejercen los sindicatos, de los que ha dicho que tienen "una mayor capacidad de coacción que en otros sectores, porque te pueden parar un país".

La actualidad más visitada en EuropaPress logo: La actualidad más vista
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para analizar su navegación y ofrecerle un servicio más personalizado y publicidad acorde a sus intereses. Continuar navegando implica la aceptación de nuestra política de cookies -
Uso de cookies