Inaugurada la nueva residencia de Limpias, que ofrece 42 plazas y creará 34 empleos

Actualizado 04/03/2011 16:45:58 CET

El Gobierno destina 825.000 euros anuales para concertar todas las plazas

LIMPIAS, 4 Mar. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta cántabra, Dolores Gorostiaga, ha inaugurado este viernes la nueva residencia de Limpias, que creará 34 empleos y ofertará 42 plazas, todas ellas concertadas por el Instituto Cántabro de Servicios Sociales (ICASS), dependiente de la Consejería de Empleo y Bienestar Social, que realizará para ello una inversión anual de aproximadamente 825.000 euros.

En esta nueva instalación se apuesta por un modelo en el que la iniciativa privada realiza las inversiones y el Ejecutivo regional financia y controla los servicios prestados, en este caso con la concertación de la totalidad de sus plazas.

Este modelo "de éxito" permite que, en un periodo relativamente corto de tiempo, se esté estableciendo una red de infraestructuras que permite atender las necesidades de todas las personas en situación de dependencia y sus familias.

De este modo, las instalaciones resultantes son servicios públicos, en tanto que son financiados con dinero público, se prestan allí donde la planificación del Gobierno establece que es adecuado, y son sometidos a una continúa inspección, evaluación y control de su calidad.

Gorostiaga ha recordado que una de las metas que su departamento se marcó al asumir la responsabilidad de la gestión de los servicios sociales en Cantabria fue convertir a la región en "un ejemplo y una referencia para España" en la prestación de servicios a los ciudadanos. Para ello, se apostó por llevar la atención social "de forma cohesionada y en igualdad de condiciones" a todos los ciudadanos, "independientemente de su lugar de residencia".

La vicepresidenta ha destacado el "enorme esfuerzo económico, de planificación y gestión" que realiza su departamento para que los recursos para la atención a las personas mayores o dependientes estén "lo más cerca posible del entorno en el que viven, de sus familias y de sus amigos".

Para la titular de Bienestar Social, "hay que llevar los servicios a los ciudadanos y no trasladar a los ciudadanos a donde se encuentran los servicios", y a ese principio responden todas las residencias que se están construyendo en la región dentro del proyecto del Gobierno.

20.000 DEPENDIENTES ATENDIDOS ESTE AÑO

Por otro lado, Gorostiaga ha recordado que Cantabria es la Comunidad Autónoma con más personas dependientes atendidas por cada cien habitantes. En concreto, ha señalado que en el marco de la Ley de Dependencia se presta asistencia en la región a más de 17.000 personas y se estima que este año se superen las 20.000, al afrontar el último tramo de aplicación, el que afecta a personas con una situación de dependencia moderada.

También ha resaltado, que de las 3.600 plazas de residencia actuales existentes en Cantabria, dos de cada tres han sido creadas, desde que el actual Gobierno inició su gestión en 2003. En este sentido, se ha mostrado orgullosa de que la totalidad de plazas de residencia y de centro de día en Cantabria son plazas públicas "porque todas y cada una están concertadas por el Gobierno de Cantabria".

Para continuar en esta línea, ha añadido, la gestión pública de los Servicios Sociales, incluido el Sistema de Atención a la Dependencia, ha incrementado su presupuesto de los 68 millones de euros de hace dos legislaturas a los casi 200 millones con los que cuenta en 2011.

Sin embargo, para la vicepresidenta es una inversión "muy rentable", porque, además de dignificar la vida cotidiana de muchos cántabros y atender las necesidades de sus familias, la atención a las personas es el único sector que, en una situación económica como la actual, ha sido capaz de generar empleo "estable y de calidad".

Así, ha señalado que por cada tres personas dependientes se crean dos puestos de trabajo, que está ocupado, prioritariamente, por uno de los segmentos de la población con más dificultades para acceder al empleo, como son las mujeres.

RESIDENCIA DE LIMPIAS

En la inauguración de la nueva residencia de Limpias Gorostiaga ha estado acompañada por la alcaldesa del municipio, María del Mar Iglesias; los directores generales del ICASS, María Luisa Real; de Políticas Sociales, Julio Soto; de Empleo, Tristán Martínez; de Administración Local, Joaquín Ruiz Sisniega, y de Desarrollo Rural, Francisco José Gutiérrez, además de por miembros de la Corporación municipal y alcaldes de localidades limítrofes.

La reforma del edificio se ha planteado buscando la racionalidad del diseño de las estancias en relación con la eficacia en la prestación de los servicios, primando la comodidad y la calidad de los usuarios, el mejor desempeño de su trabajo por parte de los profesionales de la residencia y la adaptación a la normativa vigente.

El edificio consta de cinco plantas. En la planta baja se ubican los servicios generales de cocina y lavandería, la peluquería, sala de terapia ocupacional, rehabilitación y despacho médico. El resto de las plantas están destinadas a la zona residencial. En un anexo de la segunda planta está el área de administración y una sala de estar de uso común. Además, se han habilitado dos grandes terrazas.

Para conseguir mayor intimidad y bienestar de los usuarios, se ha seccionado el edificio en cuatro módulos independientes que cuentan con su propio comedor y sala de estar. Las plazas de cada módulo oscilan entre 8 y 15, lo que evita la masificación y las interferencias que podrían derivarse del volumen de usuarios y trabajadores.

La ventaja de la distribución por módulos independientes es que se pueden agrupar usuarios con un mismo perfil y así crear grupos homogéneos a los que es más sencillo y eficaz aplicar los diferentes programas de intervención.